lunes 22.10.2018
Economía
Lo anunció el gobernador Peralta
lunes 31 de Marzo de 2008

Oficial: los fondos de Santa Cruz repatriados son u$s 554.202.122,91

El gobierno de Santa Cruz confirmó esta tarde que los activos financieros que esa provincia tenía depositados en el exterior ascienden a 554.202.122,91 dólares estadounidenses, en efectivo títulos y fideicomisos.

Según informó oficialmente la gestión de Daniel Peralta, el dinero ya se encuentra depositado en dos cuentas de inversión en la Argentina, una del Banco Nación y otra del Banco de Santa Cruz.

El anuncio lo realizó el ministro de Economía provincial, Juan Manuel Campillo, quien puntualizó que en la cuenta del Nación quedaron 513.456.388,32 dólares en efectivo, títulos y fideicomisos; mientras que en el Banco de Santa Cruz hay 40.745.734,60 dólares en fideicomisos.

A mediados de la semana última, el gobierno había confirmado la formalización de la operatoria de traspaso de los fondos desde el Banco de Santa Cruz al Banco Nación, aunque había evitado precisar el monto de la operación.

Según el último informe oficial, la provincia tenía depositados en el Crédit Suisse 390 millones de dólares en papeles -bonos, letras del tesoro- y en la Argentina otros 93 millones en Boden 2002.

El dinero formaba parte de un monto más amplio que la provincia había percibido en abril de 1993, luego de un acuerdo extrajudicial con la Nación por regalías petroleras mal
liquidadas.

El convenio con el Gobierno nacional del entonces presidente, Carlos Menem, había alcanzado los 654 millones de dólares, de los cuales más de 100 millones fueron invertidos en esa época en acciones de YPF.

El resto fue convertidos en un mix de bonos y letras que en abril de 1993, la administración del entonces gobernador local, Néstor Kirchner, sacó del país a su primer destino: Estados Unidos.

Luego, en 1999, en el marco de la compra de Repsol del paquete accionario de YPF, Santa Cruz decidió vender sus acciones a un valor superior al del mercado, algo que duplicó el monto que pagó la provincia en 1993, unos 1.100 millones de dólares.

Dos años después, la provincia dividió sus activos entre Estados Unidos y Suiza. Más tarde, en 2004, unificó los depósitos en el Banco Crédit Suisse Private Banking, en Suiza.

El 1 de Agosto de 2005, el entonces presidente Kirchner, junto al gobernador, Sergio Acevedo, anunció la repatriación de los fondos a una cuenta custodia en el Banco Santa Cruz y afirmó que en un plazo de un año todo el dinero estaría en la Argentina.

En mayo de 2007, Kirchner ratificó que el dinero estaba en el país: "Están todos repatriados, algunos fueron invertidos en obras y el resto está siendo administrado por el banco de la provincia".

Sin embargo, un año antes, un informe oficial del Tribunal de Cuentas de Santa Cruz afirmó que la provincia conservaba al 31 de diciembre de 2006 fondos extraordinarios por 520 millones de dólares, de los cuales más de 390 millones estaban en una cuenta en el Crédit Suisse.

El 13 de marzo de este año, en tanto, el gobernador Daniel Peralta confirmó que "los fondos seguían depositados en el Fideicomiso a nombre del Banco Santa Cruz en Suiza".

Ese dato fue ratificado por Peralta días después de que se conociera la presentación del fiscal Andrés Vivanco, quien exigía la declaración indagatoria de Néstor Kirchner y sus sucesores, para que expliquen el manejo de los fondos.