viernes 16.11.2018
Información General
Choque de trenes en Castelar
jueves 13 de Junio de 2013

Otra tragedia en el Sarmiento dejó 3 muertos y 315 heridos en Castelar

Dos formaciones impactaron a las 7.07, a la altura del paso a nivel Zapiola y una mujer y dos hombres murieron. El ministro de Transporte, Florencio Randazzo, fue a la zona y confirmó que 315 personas fueron atendidas en hospitales, 32 siguen internadas, 5 en terapia intensiva. La investigación está a cargo del fiscal Sebastián Basso. Hay cuatro detenidos. Desde el Gobierno ratifican que las formaciones tenían frenos nuevos y aguardan pericias de las cajas negras.
Sebastián D. Penelli
Sebastián D. Penelli

Como en la estación Flores en 2011 y en la de Once en 2012, otra tragedia ferroviaria sobre las vías del Sarmiento volvió a enlutar a la Argentina. Por causas que todavía se buscan determinar, a las 7.07 una formación nueva de doble piso Chapa 01 embistió por detrás a otra que permanecía detenida a pocos metros de la estación Castelar en dirección a Moreno provocando al menos tres muertos y 315 heridos, 32 de los cuales permanecen hospitalizados y 5 de ellos en terapia intensiva. En un año y medio ya son 67 los fallecidos por choques en esta línea.

Según revelaron fuentes oficiales a ámbito.com, las víctimas fatales son dos hombres y una mujer. Se trata de Ezequiel Agustín Vargas, de 19 años; María Laura del Zompo, de 38 años, y Cristian Darío Nuñez, de 32 años. Las personas que resultaron con lesiones de gravedad fueron intervenidas en 12 hospitales de la zona oeste del conurbano. Tres policías que viajaban en los coches celestes y blancos fueron atendidos con politraumatismos y uno de ellos, con fractura de rodilla. Por el horario en que ocurrió el hecho, cientos de pasajeros se dirigían a sus trabajos. La gran mayoría de los heridos tienen entre 20 y 40 años.

Testigos y sobrevivientes relataron a este medio el momento del impacto y el horror. Coincidieron en afirmar que el tren de dos pisos no frenó. "Segundos antes del golpe no escuchamos ruidos de frenos, fue directo, y se metió la trompa de uno en la cola del otro", contó Agustín, de 29 años y usuario habitual del ramal que llega hasta Once. "Se escuchó como un estallido y se apagó la luz, todavía era de noche, no había amanecido", agregó María, otra de las pasajeras, que había tomado el servicio en Liniers rumbo a Merlo.

Minutos después de la embestida la escena dentro de los vagones pareció a las vistas en Flores y Once. Gritos desesperados, llantos, gente desparramada por el piso, asientos arrancados de cuajo, ventanas rotas y fierros retorcidos. Al principio los propios usuarios se ayudaron para saltar a las vías y buscar refugio. "Saqué a los que pude hasta que las piernas y la espalda no me dieron más", graficó Carlos, un veterano obrero papelero, que finalmente tuvo que ser asistido con un cuello ortopédico y calmantes.

La tragedia activó de inmediato la señal de emergencia. Pasadas las 7.15 llegaron al cruce de las vías con la calle Zapiola los equipos especializados de la Municipalidad de Morón, Personal de Bomberos, Defensa Civil, Policía Federal, SAME y Gendarmería nacional.

• Triage

Las tareas de rescate y asistencia también contaron el apoyo de casi un centenar de voluntarios moronenses y más de 30 ambulancias. Todos los rescatistas y médicos estaban identificados con chalecos o pecheras. Se armaron cordones sanitarios y de evacuación, y se levantó una tienda de campaña inflable en un terreno baldío frente a las vías. Por allí pasaron cientos de pasajeros lastimados.

Por protocolo, las víctimas fueron calificadas por el grado de lesión en rojo, amarillo y verde. Los más graves fueron derivados en primera instancia, luego los amarillos y por último los verdes. En la tienda se ofreció agua, vendas y medicamentos. Los voluntarios registraron la identidad de los heridos y un cuerpo de asistentes sociales brindó contención psicológica. Al costado de las vías, sobre un terraplén, en veredas o asfalto, los pasajeros recuperaron lentamente el aire. Los más golpeados y doloridos fueron trasladados de urgencia a las guardias del Hospital Posadas, el municipal de Morón, el de Haedo, el Paroissien y centros de salud de Merlo, Moreno, Ituzaingó y General Rodríguez. Arriba de los vagones, los bomberos utilizaron moladoras y enormes tenazas para sacar los tres cuerpos sin vida de entre los fierros retorcidos.

Comité de crisis

Para coordinar las tareas, se hicieron presentes el titular del Same, Alberto Crescenti; el secretario de Seguridad de la Nación, Sergio Berni; el ministro de Salud bonaerense, Alejandro Collia; el director nacional de Emergencias Sanitarias (DINESA), Gabriel Ive; y el intendente de Morón, Lucas Ghi.

"La red de atención sanitaria se puso en funcionamiento de inmediato", sostuvo el intendente Ghi, quien se puso al frente del comité de crisis. A las 10.15, Crescenti dio por finalizadas las tareas de rescate. "Han sido muchos los heridos. El operativo ha concluido en este momento, no hay atrapados", indicó el jefe del SAME. Casi al mismo tiempo, el ministro Collia aseguró que los pacientes habían sido trasladados y fueron asistidos en cuatro o cinco hospitales de la zona. En ese instante anunció una "evaluación de las lesiones de los heridos y la confección de los listados correspondientes para comunicarnos con los familiares".

Con el objetivo de orientar a los familiares de los heridos sobre los lugares donde fueron trasladados para su atención, el municipio de Morón instaló una mesa de información en la puerta de la casa de unos vecinos, a menos de una cuadra del paso a nivel de Zapiola. Para obtener información, se dispusieron los siguientes números de teléfono: 107; 0-800-222 TREN (8736); 5279- 3409/3411

Al mediodía, el gobernador Daniel Scioli visitó el Hospital de Haedo. "Sería más fácil enterarme las cosas por teléfono, pero a mi me gusta venir acá a ver cómo está todo y rodearme de la gente y de ustedes (los periodistas). Estoy poniendo la cara, como siempre", afirmó en su recorrida.

• Las causas

La Unidad de Gestión Operativa Mitre Sarmiento, a través de un comunicado de prensa, informó que "a las 7.07 la formación 3725 chapa 19 se encontraba detenida entre las estaciones de Morón y Castelar sentido ascendente, cuando" "la formación 3727 chapa 1 embistió de atrás a la formación que se encontraba detenida".

UGOMS reveló además que "en los instantes previos al impacto, de acuerdo al análisis que surge del monitoreo satelital, la formación frenó normalmente en la estación Morón y que "posteriormente, la formación chapa 1 cruzó una primer señal a "precaución" (lo que determina que debe bajar la velocidad) y las siguientes tres señales a "peligro". De acuerdo al reglamento operativo, ante una señal de peligro el conductor debe detener completamente la formación, situación que "no ocurrió".

Mónica Schlottauer, delegada ferroviaria del Sarmiento, dijo a ámbito.com que el tren chapa 01 tenía antecedentes recientes de mal funcionamiento. "En marzo no frenó en Once y estuvimos otra vez al borde de la tragedia, y por eso lo sacaron de servicio", advirtió. La gremialista agregó que el jueves de la semana pasada "lo sacaron a rodar otra vez y no paró en la estación de Padua, lo volvieron a llevar al taller, pero este lunes UGOMS la volvió a sacar".

En la misma línea, Daniel Ferrari, otro delegado sindical del Sarmiento, denunció que el choque se produjo porque "se quedó sin frenos" una de las formaciones que arrastraba problemas "desde hace seis meses".

En conferencia de prensa,Florencio Randazzo salió al cruce de los gremialistas y dijo que la formación que impactó a otra "tenía frenos nuevos y había sido totalmente reparada". "Queremos determinar si se trató de un siniestro o de un accidente. Si se puedo evitar no fue un accidente", aclaró el ministro. "Vamos a determinar a través de las pericias y de la caja negra si hubo responsables de lo que ha ocurrido en el día de hoy", sentenció. Además, informó que "el servicio quedará interrumpido 24 horas para que la Justicia pueda investigar".

La investigación quedó a cargo del juez federal en lo Criminal y Correccional N° 2 de Morón, Jorge Rodríguez, quien también estuvo en la zona del desastre. Por ahora y a pedido del fiscal subrogante Sebastián Basso, los únicos apresados fueron los dos motorman de las formaciones y sus dos acompañantes. "Los cuatro están detenidos e incomunicados a la espera de ser indagados por estrago doloso seguido de muerte", revelaron fuentes judiciales.

79 comentarios