domingo 24.9.2017
Política
Por Xavier Ibareche.-
martes 6 de Junio de 2017

Bronca y preocupación en la UCR por la lapicera PRO

Xavier Ibarreche
Xavier Ibarreche
El presidente de la UCR, José Corral, al salir de la cumbre.

El presidente de la UCR, José Corral, al salir de la cumbre.

La convención de radicales en el hotel Savoy dejó en claro las diferencias dentro del partido. Algunos sectores de la UCR reiteraron su viejo reclamo por más participación en las decisiones de gestión del día a día y pidieron que el PRO no tenga tanta injerencia en el armado de las listas de cara a las elecciones.

Según pudo saber ámbito.com, en el 80% de los distritos las listas están cerradas. Córdoba es una de las provincias en las que aún no hay nada definido. Allí el número puesto por el oficialismo es Héctor Baldassi. Sin embargo, durante el cónclave en el Savoy el sector ligado a Mestre insistió en ir a unas PASO al considerar que ellos son quienes pisan fuerte en el "territorio", mientras que el actual jefe de bloque Mario Negri y el PRO sugieren que no haya primarias.

Otro de los distritos que quedó "caliente" tras la reunión fue el sector ligado a Mario Barletta, quien quedó afuera de la lista en Santa Fe. El elegido para encabezar la lista de diputados sería Albor Cantard, actual Secretario de Políticas Universitarias, mientras que el segundo sería Luciano Laspina, uno de los diputados PRO con más alto perfil en el Congreso.

Allegados al diputado santafesino comentaron a este medio que "el candidato del consenso" era Barletta porque "es el que más mide". "Los del PRO te dicen que radical tiene que ir", comentaron a este medio por lo bajo.

Como era de esperarse, el radicalismo porteño también mostró los dientes en la convención radical. A viva voz, Carla Carrizo, alfil de Martín Lousteau en el Congreso, amenazó con ir a la Justicia si Facundo Suárez Lastra era incluido en la lista de Cambiemos en la Ciudad de Buenos Aires. La actual diputada llegó a deslizar la posibilidad de pedir la desafiliación del exintendente capitalino.

Al margen de la disconformidad por la influencia del Gobierno en el armado de las listas, algunos radicales consultados por este medio apuntaron contra José Corral, a quien lo sindicaron como "un blando". Muchos correligionarios ven al presidente de la UCR como un hombre "condicionado" que "no está haciendo la fuerza que muchos le reclaman" en las negociaciones ya que se trata de un aliado del PRO en Santa Fe.

"A este ritmo, para 2019 vamos a necesitar un cambio en la conducción", resumieron las fuentes apelando con ironía al slogan de campaña que llevó al macrismo al sillón de Rivadavia.

14 comentarios