lunes 24.9.2018
Economía
Por Sebastián D. Penelli
lunes 16 de Abril de 2018

Triaca y Cavalieri, cara a cara para destrabar el conflicto Carrefour

Sebastián D. Penelli
Sebastián D. Penelli
Armando Cavalieri y Jorge Triaca

Armando Cavalieri y Jorge Triaca

El jefe del gremio de los mercantiles, Armando Cavalieri, se reunió este lunes mano a mano con el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, para destrabar el acuerdo por el conflicto en Carrefour.

Aunque la semana pasada los representantes de la cadena de supermercados y los abogados del sindicato ya tenían delineado un documento con los puntos en común, en las últimas surgieron diferencias con los empresarios y la postura del Gobierno en el marco del Proceso Preventivo de Crisis (PPC). Por este motivo, se postergó el encuentro entre los negociadores técnicos y funcionarios de menor rango.

Según pudo averiguar ámbito.com, el sindicato se niega a aceptar la eliminación del extrasalarial de hasta 20% por encima del aumento paritario anual que perciben los empleados de Carrefour por realizar actividades en grandes centros comerciales. Ofrecen, a cambio de aliviar esa carga empresaria, que esa suma pase a no remunerativo, opción que el Ministerio rechaza de cuajo. Fuentes oficiales aseguran que el Poder Ejecutivo buscará por todos los medios evitar la incorporación de sumas en "negro" a un acuerdo salarial, sea del gremio que fuera. Sobre este tema rondó la charla entre Cavalieri y Triaca, aunque no fue el único.

Para evitar miles de despidos, el líder de la Federación Argentina de Empleados de Comercio y Servicios (Faecys) está dispuesto a reunirse con Mauricio Macri y así se lo hizo saber a Triaca en 13° piso de Alem 650. "Si es necesario también viajo hasta Francia a reunirme con el CEO de Carrefour global", aseguran que repite el gremialista.

El ministro, por su parte, pretende en este caso suavizar el "efecto contagio" en otras multinacionales, que también ya prevén achicamiento de personal. Muchos hombres de negocios buscan balancear números rojos tras los fuertes tarifazos que afectan la operatividad.

El principio de acuerdo incluía el sostenimiento de las 18.000 fuentes laborales actuales, el ofrecimiento de retiros voluntarios al 150% para los trabajadores de mayor antigüedad, el cierre de algunas boca de expendio que funcionan en establecimientos alquilados, la reconversión de una docena de hipermercados en mayoristas, el impulso a la producción de productos propios de la cadena y cambios en los cargos jerárquicos de la compañía. La sombra de Amazon vuelve a asomar en el país, con la posibilidad de una sociedad comercial en logística. La escaramuza siempre rondó en el salario "diferencial". En un tramo de la negociación se planteó la idea de aplicar una reducción gradual, pero los sindicalistas lo impugnaron: bajar salarios implica menos aportes sindicales y mayor conflictividad.

En la reunión del miércoles pasado participaron por Trabajo el viceministro Horacio Pitrau; el director Nacional de Relaciones y Regulaciones del Trabajo, Adolfo Saglio Zamudio, y la directora Nacional de Asociaciones Sindicales, Karina Palacios; los asesores letrados de la Faecys, Alberto Tomasone y Jorge Barbieri y los directivos de Carrefour Leonardo Scarone, director de Asuntos Corporativos y Recursos Humanos; Diego González, de Relaciones Laborales, y los abogados Ariel Cocorullo y Francisco Benegas Lynch. Hoy, todos ellos se mantendrán a la expectativa.

En Faecys aseguran que "nada tiene que ver" en esta negociación la intención electoral del opositor Ramón Muerza, que tiene influencia en Capital Federal, donde es secretario de Organización del SEC. "Este conflicto se maneja a nivel nacional", insisten al minimizar su injerencia en el posible acuerdo.

2 comentarios