martes 18.9.2018
ya amenaza las costas de EEUU
miércoles 12 de Septiembre de 2018

En el ojo del huracán: una aeronave científica se metió dentro del huracán Florence

Las localidades costeras de Carolina del Norte y Carolina del Sur quedaron vacías el miércoles poco antes de que el huracán Florence desate furiosas ráfagas de viento y lluvias, a medida que enfila hacia el territorio continental de Estados Unidos como la tormenta más poderosa en décadas.

Florence presenta vientos máximos sostenidos de 215 kilómetros por hora y se encuentra sobre una trayectoria que probablemente llevará a su centro a golpear la costa sur de Carolina del Sur el viernes, dijo el Centro Nacional de Huracanes (CNH).

En esas condiciones, una aeronave del Centro Nacional Oceánico y Atmosférico de EEUU sobrevoló el ojo del huracán.



Las últimas proyecciones del CNH indican que la tormenta se estacionará cerca de la costa, lo que provocará intensas lluvias por varios días y podría dar paso a inundaciones en sectores desde Carolina del Sur, donde algunas áreas podrían recibir hasta 1.000 milímetros de precipitaciones, a Virginia.

"Esta tormenta es enorme y despiadada", dijo el gobernador de Carolina del Norte, Roy Cooper, dijo el miércoles al programa "Today" de la cadena NBC. "Hay un riesgo significativo en ciertos lugares y cuando eso sucede hay personas que pueden verse perjudicadas directamente", declaró.

Más de 1 millón de personas han recibido órdenes de evacuar las zonas costeras de tres estados de Estados Unidos, mientras que campus universitarios, escuelas y fábricas suspendieron sus actividades.

El CNH dijo que los primeros vientos con fuerza de tormenta tropical en al menos 63 kilómetros por hora impactarían la región temprano el jueves y que el ojo del huracán llegará a la costa el viernes. Este miércoles, Florence estaba localizada a unos 855 kilómetros al sureste de Cape Fear, en Carolina del Norte.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, advirtió en Twitter sobre los peligros del ciclón y elogió la forma en que su Gobierno ha manejado situaciones similares en el pasado, rechazando críticas sobre la respuesta al huracán Maria el año pasado en Puerto Rico.

"El huracán Florence se ve incluso más grande que lo anticipado", dijo el mandatario republicano.

"Hicimos una muy buena gestión recientemente por huracanes en Texas y Florida y un gran trabajo en Puerto Rico, que no fue lo suficientemente valorado, incluso aunque es una isla inaccesible con mala red de electricidad y un alcalde (de San Juan) incompetente. ¡Estamos preparados para la llegada de esta gran tormenta!", sostuvo.

A fin de acelerar las evacuaciones en Carolina del Sur, las autoridades cambiaron los sentidos del tráfico a fin de que las principales carreteras estuvieran exclusivamente dedicadas a alejar a los vehículos de las costas.

El último huracán de la peligrosa categoría 4 en la escala Saffir-Simpson en golpear directamente a Carolina del Norte su Hazel en 1954, una tormenta devastadora que causó la muerte a 19 personas.

1 comentarios