Ambito Nacional

A pesar de quórum propio, aval a deuda estará atado al PJ

Luego del triunfo electoral del oficialista Cambia Mendoza sobre el opositor frente justicialista por casi 15 puntos porcentuales, el gobernador electo, el radical Rodolfo Suárez contará con quórum propio en las cámaras de Diputados y Senadores de la provincia.

Desde mayo del año próximo, cuando se renueve la Legislatura mendocina, el oficialismo contará con mayoría dado que, de los 48 diputados, 27 serán oficialistas; y de los 38 senadores, 21 responderán a Suárez.

El Frente Cambia Mendoza ponía en juego 12 bancas en el Senado y ganó 14, en tanto que en Diputados renovaba 10 y se quedó con 12.

Las elecciones también reflejaron el claro retroceso de la izquierda, que perdió las dos bancas que puso en juego (una en cada cámara) y ahora sólo tendrá un representante en la Legislatura.

Por su parte, la agrupación Protectora, que no renovaba ninguna banca, tampoco logró aumentar la cantidad de legisladores propios.

A partir del 10 de diciembre, la tarea de negociar las leyes que impulse Suárez recaerá sobre el electo vicegobernador, Mario Abed, intendente de la localidad de Junín.

Ayer, consultado por medios nacionales sobre la necesidad de lograr un aval que el peronismo le negó a Alfredo Cornejo para impulsar un roll-over de la deuda, Suárez aseguró que “siempre es bueno ir mejorando la deuda, y de ser necesario por supuesto lo vamos a pedir”, agregó.

“Cuando uno tiene mayorías en las cámaras, con más razón hay que trabajar en base al diálogo y a los consensos. Es cuando más que nunca hay que dialogar y no imponer. Así que nosotros vamos a mantener un diálogo fluido con la oposición”, cerró el electo gobernador.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario