Ambito Nacional

Abren notable museo en la casa cuyana de San Martín

El Museo Arqueológico de Sitio y Centro de Interpretación Casa de San Martín, en la capital de Mendoza, lugar donde vivió José de San Martín junto a su familia entre 1814 y 1817 fue inaugurado este fin de semana con la presencia de funcionarios provinciales, invitados, turistas y vecinos.

“Nos llena de orgullo porque ahora las personas podrán recorrer el mismo espacio en el que vivió San Martín cuando fue gobernador intendente de Cuyo, el hogar donde nació su hija Merceditas”, dijo el intendente y candidato a gobernador por el frente Cambia Mendoza, Rodolfo Suarez la inaugurar el nuevo espacio.

La actividad comenzó cerca del mediodía del sábado con el corte de cinta y el paso del Regimiento de Granaderos a Caballo por el Museo, emplazado en Corrientes 343.

En Mendoza además se recordó el momento en el que el general San Martín se convirtió en papá de Merceditas en 1816 por lo que se celebra el Día del Padre Sanmartiniano.

“Hemos rescatado desde la mitad de la casa hacia el sur de la vivienda los patios, entonces el público podrá ingresar a caminar por el lugar sobre un piso de acrílico y contemplar el piso y otros objetos que se descubrieron”, afirmó Suarez.

Por su parte, el mendocino Gustavo Neme, doctor en Antropología, dijo que “el Museo es muy bueno, con una calidad de trabajo arqueológica excelente que permitió la recuperación de cuatro momentos diferentes del pasado de Mendoza, y el más importante es el piso de la casa de San Martín”.

“Para los arqueólogos es sumamente importante porque además de ese piso también se recuperaron restos arqueológicos de más de mil años de antigüedad, que incluyen cerámicos, un hornillo prehispánico, entre otros elementos”, acotó.

Neme resaltó que “más allá de lo arquitectónico recuperado en las excavaciones, aparecieron dos basureros de distintos momentos de ocupación de ese espacio y allí se halló una enorme cantidad de restos arqueológicos de tiempos históricos que permitirá entender un poco más la forma de vida en el pasado de la ciudad de Mendoza”.

Las excavaciones descubrieron pisos en secuencia que incluyen el más superficial del taller y la casa de 1985; y debajo calcáreos y muros de adobe o ladrillo de la casa construida después del terremoto de 1861.

Más abajo se encontraron los pisos de la casa de San Martín, baldosas tipo ladrillos rectangulares y cuadrangulares complementados con muros de barro y empedrados que corresponderían a los patios.

La vivienda fue declarada Sitio Histórico Nacional en 1975 cuando se colocaron placas conmemorativas, pero la gente solo podía visitarla desde la vereda porque funcionaba un taller mecánico.

En 2014, una comisión convocada por la intendencia municipal de la ciudad de Mendoza, comenzó un proceso de investigación que permitió certificar, con documentos de transferencias inmobiliarias y planos, que la casa pertenecía a la familia que originalmente la alquiló al Cabildo para residencia familiar de San Martín entre 1814 y 1817.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario