20 de octubre 2023 - 00:00

El costo de los seguros en la Argentina

seguros.png

Por Sebastián Del Brutto *

Al momento de tomar una decisión de compra el precio es importante, pero en el caso de los seguros es más complejo porque son múltiples los factores que componen el costo de una póliza. En el ramo automotor el aumento de precio lo podemos observar a consecuencia del creciente robo de autos, robo de ruedas, daños parciales o estos últimos que, por el rápido incremento en el costo de los repuestos, terminan siendo daños totales. En 2021 fueron 330.179, para luego saltar en 2022 a 402.075. Caso similar ocurre con los daños parciales: se registraron 1.253.958 en 2021 y en 2022 fueron 1.408.444. Respecto de los robos totales de vehículos se registraron 65.320 en 2021 y 78.128 en 2022 (Fuente SSN). Hay distintos tipos de pólizas. Algunas se renuevan mensualmente, entonces pueden seguir más de cerca la inflación.

Si los vehículos 0 km aumentan un 25%, para mantener indemne al asegurado hay que actualizar la suma que paga, al menos, un 15% o 20% mensual. En los últimos 2 o 3 años el costo del seguro del vehículo no acompaña a la inflación y está claramente por debajo para poder hacer frente a los siniestros denunciados, aproximadamente un 50%, pero el bolsillo del cliente no soportaría ese incremento y hay tanta competencia entre las compañías (en un mercado saturado de empresas para el mercado argentino), que lleva a la baja lo que se abona de pólizas. El sector de los seguros no es ajeno a las crisis.

Hace años que los talleres o concesionarios no cuentan con un alto stock de repuestos, hay problemas para importar, además han subido mucho las autopartes y tardan en entrar al país. Reponer una pieza es muy caro en Argentina.

En los seguros de hogar, el mayor impacto en el precio decanta también en una mejora sustancial en las coberturas ofrecidas, puntualmente en la de daños a electrodomésticos. Esto se debe al incremento en los costos de reparación o reposición de los bienes. Respecto a los comercios, los robos, saqueos y daños, son los eventos que generan mayores pérdidas.

En los seguros de hogar y comercio existe un flagelo que fluye por estos días que es el “infraseguro”, por eso es imprescindible mantener las sumas aseguradas actualizadas. El impacto más sensible se da en el ramo incendio, por caso, donde el valor actual en septiembre 2023, por m2 de reconstrucción tomado para una vivienda unifamiliar de buena calidad constructiva, oscila entre $500.000 y $800.000, dependiendo de la calidad de materiales y costo de construcción; cuando en el mismo periodo de 2022 el m2 rondaba los $250.000.

Actualmente, hay problemas de pago de los clientes y también de las compañías. La guerra de tarifas que existe en el mercado, lleva a que las compañías cobren primas insuficientes y luego les cueste poder hacer frente a los siniestros.

Preocupa ver el diferimiento en los pagos de los siniestros por parte de algunas compañías de seguros, conflictos con el pago a proveedores y así también alteraciones en el pago de comisiones a los productores. Para poder contrarrestar los incrementos señalados, como en todos los demás bienes y servicios, la sugerencia es consultar a su Productor Asesor de Seguros (PAS), de confianza, y comparar cotizando en diferentes lugares. Así es que, a la hora de elegir un seguro, además del precio, deberíamos tener en cuenta otros factores como son la atención posventa, capacidad de pago, la trayectoria y solvencia de una aseguradora.

La figura del Productor Asesor de Seguros (PAS) se torna vital, ya que es un profesional independiente a las partes, que opera con diferentes aseguradoras aportando claridad, objetividad de oferta y competitividad interna al servicio de los asegurados.

(*) Pte. de la Asociación Argentina de Productores Asesores de Seguros (AAPAS)

Dejá tu comentario

Te puede interesar