Edición Impresa

Antes palacios, hoy emprendimientos de lujo

Los palacios más exclusivos de principios del siglo pasado se fueron reinventando a lo largo de los años, convirtiéndose en hoteles o hasta en oficinas. Ahora el mercado de real estate volvió a apostar a estas impresionantes casonas aristocráticas para generar desarrollos ultraexclusivos.

A la hora de captar a los clientes ABC1 los amenities juegan un papel determinante. Su sofisticación es una carta de diferenciación a la hora de emprender un proyecto y llegar a concretar una venta. Pero si de diferenciarse se trata, los desarrollos que contiene un palacio histórico parecen no tener competencia.

Hoy los desarrolladores buscan diferenciarse y ofrecerles a sus inversores no sólo amenities de lujo, sino una ubicación privilegiada y hasta ser parte del patrimonio histórico de la Ciudad de Buenos Aires. Algo que hace rato parecen haber adoptado los principales hoteles. Por ejemplo, el Four Seasons se construyó en los jardines del Palacio Álzaga Unzué. Otro caso famoso es el del actual hotel Park Hyatt, que funciona en lo que fue el Palacio Duhau, en la avenida Alvear entre las calles Rodríguez Peña y Montevideo. Pero ahora los palacios llegan a las viviendas, para que sus propietarios se sientan como a principios del siglo pasado.

ROCCATAGLIATA

Sin dudas una de las construcciones que ha estado en el centro de la polémica es el Palacio Roccatagliata. En diciembre de 2014 se anunció el comienzo de las obras de este emprendimiento de lujo que se erige en los terrenos delimitados por la avenida Ricardo Balbín, Franklin D. Roosevelt y Zapiola, corazón de Coghlan.

Si bien el proyecto comenzó a escribirse en 2011, estuvo años parado por la denuncia de vecinos y de asociaciones proteccionistas. La idea de construir dos torres alrededor del palacio histórico generaba ruido entre los vecinos y amantes de la arquitectura.

El edificio, actualmente en construcción, contará con una torre de 27 pisos denominada "Sky View" y otra de 13 plantas "Palace" en las cuales se incluirán estudios y unidades de 1, 2, 3, y 4 ambientes con dependencias que van desde 42 m2 a 380 m2. El valor de venta es aproximadamente de u$s2.900 el m2 y la inversión totalizará cerca de los $650 millones. Así, por ejemplo, un monoambiente de 39 m2 se comercializa a u$s117.000.

El palacio, que fue construido a principios de 1900 por pedido de Juan Roccatagliata, dueño por ese entonces de la mítica confitería El Molino, es el centro de atenciones de los compradores, que buscan un diferencial. Es por eso que el precio del m2 es de los más altos en la zona. Es que quienes invierten en este emprendimiento saben que una vez finalizado el valor ascenderá aún más a precios similares a los de Barrio Norte.

PALACIO PAZ XXI

Otro de los emprendimientos que surgen con fuerza es el Palacio Paz XXI. A diferencia del Roccatagliata, este desarrollo parece haber empezado con el pie derecho. El Palacio Paz, ubicado frente a la plaza San Martín, fue una de las residencias más grandes y lujosas de la Ciudad de Buenos Aires. El propio José C. Paz la mandó a construir cuando aspiraba a ser presidente de la Argentina. El palacio, que perteneció a una de las familias más aristocráticas del país, fue declarado Monumento Histórico Nacional el 21 de julio de 2014 y desde 1938 es sede del Círculo Militar.

Este tipo de emprendimientos viene a romper con todos los moldes. Al igual que en el Roccatagliata, se busca poner en valor el palacio y ofrecerles a los inversores un proyecto irrepetible por su ubicación, calidad arquitectónica y por supuesto por el actor interviniente: el Palacio Paz. En un almuerzo exclusivo con un reducido grupo de periodistas, la desarrolladora Real Estate Developers explicó que se trata de un edificio de 11 pisos y 3 subsuelos con 94 unidades residenciales o estudios profesionales. Además contará con tres locales comerciales y 57 cocheras cubiertas. Está previsto que en octubre de 2018 la torre esté finalizada.

"El nuevo edificio tenía que ser una muestra de contemporaneidad que no compitiera con la historia del Palacio Paz, sino que la complementara", sostiene al describir el proyecto Fernando Sánchez Zinny, socio director de RED. Además explicó que "el Círculo Militar también será el dueño y administrador de un gimnasio, donde habrá una pileta de natación y un espacio de musculación". Lo cierto es que este novedoso edificio se desarrollará donde hoy funciona el anexo del pabellón de deportes del Círculo Militar.

"El proyecto está estructurado como un fideicomiso al costo en pesos desde los $65.000 (u$s4.200) por m2. Quien ingrese ahora al proyecto debe aportar el 55% del costo estimado y el saldo se paga en 23 aportes mensuales y ajustables por el costo de obra", explicó Alejandro Reyser, gerente comercial de RED, Real Estate Developer. Hoy, a apenas meses de haberse anunciado, ya tienen un 85% de unidades suscriptas.

INVERSORES

El perfil de los compradores que se inclinan por este tipo de emprendimientos es de personas que por lo general entienden que proyectos como éstos no surgen frecuentemente y no quieren perderse la posibilidad de participar. "Son personas que apuestan a la alta valorización de las unidades una vez terminadas. Asimismo, hay un grupo de personas que han comprado para uso propio. Es un perfil selec-

to que pertenece al segmento ABC1 de la población", explicó Reyser.

No hay dudas de que quienes se inclinan por este tipo de propiedades es porque están convencidos de que se trata de una inversión rentable. "No sabemos cuál es el techo, porque no hay proyectos comparables. Si nos guiamos por casos similares en la Ciudad de Buenos Aires, la valorización será muy importante", concluyó Reyser.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario