Edición Impresa

Benedetti: "La economía está más estabilizada y no va a afectar, como en las PASO de abril"

El diputado nacional radical Atilio Benedetti pulseará el próximo domingo en Entre Ríos con la aspiración reeleccionista del actual gobernador  Bordet. Está confiado de dar vuelta su derrota en las PASO.

Con el sello de Cambiemos, el diputado nacional radical Atilio Benedetti pulseará el próximo domingo en Entre Ríos con la aspiración reeleccionista del actual gobernador, Gustavo Bordet, que marcha con el peronismo unido.

Pesa sobre sus espaldas un score en contra, tras las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) del 14 de abril, en las que quedó cerca de 25 puntos abajo de Bordet.

Pero se declara optimista para la elección general, remarca que los entrerrianos centrarán su mirada “en lo que verdaderamente está en juego, que es quién va conducir los destinos de la provincia”. Y, en el plano nacional, dice que aspira a que “un dirigente de la Unión Cívica Radical pueda acompañar la fórmula a la reelección” de Mauricio Macri y que apuesta a que “Cambiemos pueda mejorar su funcionamiento y pasar de ser una coalición electoral y legislativa a una coalición de gobierno”.

Periodista: En las PASO del 14 de abril se impuso el gobernador peronista Gustavo Bordet por cerca de 25 puntos, y en aquella oportunidad usted dijo que “no se puede negar que el contexto económico afecta el ánimo de los ciudadanos”. ¿Mantiene esa preocupación frente a los comicios del domingo, respecto de un potencial voto castigo contra Macri?

Atilio Benedetti: Creo que realmente a mediados de abril fue la peor situación de malhumor por la situación económica. Yo estoy muy optimista porque hoy, sin haber salido de las dificultades, la situación es mucho mejor, así que entiendo que esta inestabilidad, sobre todo del dólar, no va a afectar. Creo que la economía está más estabilizada y también me parece que hemos logrado que los entrerrianos centren su mirada en lo que verdaderamente está en juego, que es quién va a conducir los destinos de Entre Ríos. Así que en este sentido yo soy optimista, estamos con un entorno mejor que el que tuvimos a mediados de abril.

P.: Más allá de este escenario que describe, ¿detecta otros cambios en estos casi dos meses tras esas PASO, que lo hacen confiar en un potencial giro del electorado en las urnas?

A.B.: Creo que hemos logrado centrar la discusión en los temas que son responsabilidad de un gobierno provincial. Hemos podido marcar allí claramente por qué Entre Ríos está estancada, qué cosas no ha hecho este gobierno provincial que debiera haber hecho para darle competitividad a la provincia, y por qué es importante generar un cambio de signo político en Entre Ríos, para cambiar 16 años de gobierno de un mismo grupo político. Hemos sido más eficientes en poder centrar la conversación sobre las responsabilidades que tiene el gobierno provincial, lo hemos logrado por encima del entorno y de la situación. Por qué hemos perdido la carrera de desarrollo relativo con provincias con características similares.

P.: ¿Qué rol jugó el gobierno de Macri en estos cuatro años de mandato de Bordet?

A.B.: El gobierno de Macri ha creado un país mucho más federal, en el cual la gran mayoría de las provincias hoy tienen viabilidad, y esto ocurre también en Entre Ríos. Por propias declaraciones del gobernador Bordet, él recibió una provincia fundida de manos de su antecesor (Sergio) Urribarri, y obviamente sin haber realizado ninguna gestión estructural hoy Entre Ríos paga los sueldos en tiempo y forma, y tiene una situación más holgada. Esto tiene que ver con una política de mayor equilibrio en el reparto de fondos federales que ha llevado adelante Cambiemos, yo no tengo ninguna duda.

P.: En su desembarco de respaldo días atrás en Entre Ríos, Elisa Carrió dijo que “Bordet es Cristina y Benedetti es Macri”. ¿Coincide con esa definición?

A.B.: Siempre la doctora hace definiciones tajantes. A mí me han sorprendido expresiones de simpatía del actual gobernador por la propuesta de la expresidenta. Me llama la atención porque es como volver al pasado, volver a esa situación de sometimiento económico que tuvo la provincia de Entre Ríos. De cualquier manera, veo que tiene cercanía su posición nacional con la propuesta Fernández-Fernández.

P.: ¿Y respecto del segundo tramo de la definición de Carrió?

A.B.: Yo represento a Cambiemos en Entre Ríos. Por supuesto que soy un dirigente de la Unión Cívica Radical, desde donde hemos expresado nuestra pertenencia en Cambiemos y también la necesidad de mejorar el funcionamiento de Cambiemos, sobre todo en lo que refiere a encontrar espacios de discusión de políticas de gobierno. También quiero destacar, interrelacionando datos, que a mí me pareció bueno expresar la coalición en Entre Ríos abriendo la fórmula a otro partido, por lo cual me acompaña el actual presidente del PRO en Entre Ríos, Gustavo Hein. Yo aspiro también a que un dirigente de la UCR pueda acompañar la fórmula a la reelección del presidente Macri.

P.: ¿Y qué figuras considera más competitivas para una potencial candidatura a vicepresidente radical de Cambiemos?

A.B.: Tenemos varios competitivos... Tenemos gobernadores, expresidentes de partido, los representantes de los dos interbloques... Tenemos gente valiosa, pero me parece que lo más importante es que se logre la definición de la voluntad de abrir la fórmula.

P.: ¿Cree que Cambiemos tiene que ampliar su composición de cara al 27 de octubre con el ingreso, por ejemplo, de sectores del peronismo?

A.B.: Sin descartar esa posibilidad, me parece más importante que Cambiemos pueda mejorar su funcionamiento y pasar de ser una coalición electoral y legislativa a una coalición de gobierno. Yo aspiro a eso fundamentalmente, y después no descarto que pueda haber ampliaciones. Pero me parece que hoy debemos dar un salto cualitativo, por encima de lo cuantitativo, en lo que es el funcionamiento de esta propuesta de gobierno.

P.: Volviendo al escenario provincial, ¿cuáles son los principales ejes de su propuesta de gestión?

A.B.: Necesitamos que Entre Ríos sea una provincia competitiva, es decir que ofrezca un entorno amigable a las inversiones, al desarrollo de las distintas actividades productivas y de posibilidades de desarrollo. Estamos bendecidos por la ubicación para aprovechar el turismo. Y en este aspecto no somos competitivos porque tenemos una carga impositiva que sigue siendo alta, porque los caminos rurales de la producción están en pésimo estado, y porque tenemos uno de los costos de energía más altos de Argentina, y esto es responsabilidad de la empresa provincial de energía, que depende directamente del gobernador. Estamos con altísimos sobrecostos en lo que significa la energía en sí misma que hace que muchas actividades productivas incluso busquen otras provincias para desarrollarse. Así que necesitamos esta competitividad, que tiene que ver también con mejorar los servicios esenciales -me refiero a educación, salud y seguridad- para que Entre Ríos vuelva a ser atractiva para que se direccionen inversiones y podamos generar empleo privado, que es uno de los déficits grandes y que hace que estemos expulsando mano de obra entrerriana fuera de nuestra provincia.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario