Política

Brasil inauguró novedoso registro

El Palacio Pereda, residencia del embajador de Brasil, Sergio Danese, logró reunir este año, a pesar de la crisis en Brasil y Argentina, una concurrencia más que divertida, quizás bajo los efectos que provocó una banda argentino-brasileña que tocó Bossa Nova para alegrar el ambiente. Las clásicas caipirinhas y los camarao empanados corrieron por los salones que no tuvieron, como otros años, tanta presencia de políticos y empresarios. Por el Gobierno se los vio a Federico Pinedo, Fulvio Pompeo, Jaime Durán Barba (si es que aún se lo considera integrante del oficialismo) y algún que otro invitado con aspiraciones políticas para el año que viene. Entre los economistas estuvieron Daniel Marx (sin aspiraciones según él mismo comenta) y Martín Redrado, que sí tiene siempre aspiraciones por la cosa pública. La comidilla principal entre los salones fue cuál va a ser la relación de Jair Bolsonaro con el resto del mundo dado que no sólo el presidente brasileño sino también su ministro estrella, Paulo Guedes, siguen produciendo declaraciones que impactan, como el ataque continuado a la pobre primera dama de Francia, Brigitte Macron. El jueves pasado Guedes le había dado la razón a Bolsonaro ratificando que la mujer del presidente frances era fea, una barbaridad diplomática con la que Guedes quiso acercarse más a su presidente, pero con lo que sólo embarró más la cancha. Mientras tanto, entre brasileños y argentinos interiorizados en la relación bilateral se comentaba la existencia del nuevo sitio de internet para reírse de las “piadas” y las metidas de pata que comete Bolsonaro, Así como en Chile están las “piñeradas”, metidas de pata de Sebastián Piñera, en Brasil surgió el cagometro.com.br, sitio donde se registran las metidas de pata del gobierno de Bolsonaro hasta la fecha. Tal es la grieta entre Bolsonaro y las élites basileñas y el periodismo, que el presidente había llamado y convocado para que el sábado todos vistieran de verde-amarelo para el desfile militar que organizo en la Plaza de los Ministerios. Todos los que le llevan la contra en Brasil decidieron entonces vestirse de luto porque la “presidencia Bolsonaro está enluteciendo al país”, alegaron.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario