Política

Bullrich aseguró que Macri apoya nuevo protocolo de armas: "Lo discutimos durante un año"

La ministra de Seguridad sostuvo que el reglamento "es absolutamente claro, corto, simple, da reglas y protege a la sociedad y a las fuerzas". Añadió que "lo del gatillo fácil es mentira".

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, afirmó que el presidente Mauricio Macri "apoya" el nuevo protocolo de uso de armas de fuego para fuerzas federales y que la medida la discutió "durante un año" con el mandatario.

"Este reglamento, con el presidente Macri, lo discutimos durante un año", reveló la funcionaria en declaraciones formulas anoche en TN. En ese marco, reiteró: "Nuestro reglamento ni viola los derechos humanos, ni es fascista, está basado en las Naciones Unidas, es absolutamente claro, corto, simple, da reglas y protege a la sociedad y a las fuerzas". "Por eso, lo primero que digo es que hay que leerlo", invitó.

También evaluó que "no corresponde discutir con (la diputada Elisa) Carrió", quien ayer, en el marco de las fuertes críticas que lanzó contra la normativa, propuso que se debata la idea en el Congreso de la Nación. "La doctora Carrió reconoce que las fuerzas están carentes de marcos legales, carentes para la protección suya y de terceros", dijo Bullrich en referencia a la carta a las fuerzas de seguridad que publicó la cofundadora de Cambiemos, donde insta a que el reglamento sea convertido en una ley, y en la misma línea, la ministra respondió: "Si lo analiza el Congreso, bienvenido".

Nuestro reglamento ni viola los derechos humanos, ni es fascista, está basado en las Naciones Unidas" (Patricia Bullrich)

Asimismo, agregó que "si el Parlamento decide darle un marco de legalidad a las fuerzas sería histórico, porque nunca lo hizo, nunca se preocupó", pero advirtió que esa normativa deberá "defender a la sociedad y a los agentes en el uso de las armas y de las conductas que ellos mismos realizan".

Bullrich insistió que la el protocolo está basado en "los convenios que la Argentina firmó como país, está copiado de las Naciones Unidas con comas y puntos", y cuando le remarcaron en la nota que algunos constitucionalistas rechazaron que no estaba incluida la parte que establece las garantías de los ciudadanos, explicó: "Esto es un reglamento del uso de las armas de fuego, no de garantías de los ciudadanos, que están en la Constitución".

También aclaró que "hasta el momento las fuerzas de seguridad, ni siquiera el Ministerio, dictaban su propio protocolo. Es decir que nosotros superamos eso, generando un instrumento jurídico, que es que el Ministerio les dio a las cuatro fuerzas: una herramienta superior a su propio protocolo". En su defensa de la resolución, además, dejó en claro que "lo del gatillo fácil es mentira".

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario