Política

Campaña: CGT retoma diálogo con Sica. Moyano prepara marcha

La central obrera volverá a verse hoy con el ministro y preguntará por el acuerdo Mercosur-UE. El camionero analiza una movilización opositora para este mes.

El Gobierno reanudará hoy el diálogo con la CGT y expondrá, por primera vez ante una audiencia local, aspectos del acuerdo de libre comercio sellado entre el Mercosur y la Unión Europea. Será en una mesa auspiciada por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) con la participación, además, de cámaras empresarias y la CTA. La reconstrucción del vínculo contrastará esta semana con la programación por parte del sindicalismo opositor, que encabeza Hugo Moyano, de una marcha de protesta para este mes contra la administración de Mauricio Macri y de acciones con el peronismo en el Congreso.

La foto con la CGT se concretará desde las 15.30 en las oficinas del Ministerio de Producción y Trabajo en la Plaza de Mayo e implicará el reencuentro formal de Dante Sica con la cúpula de la central obrera tras el último paro nacional de actividades, el 29 de mayo pasado. En el medio se produjo la conferencia anual de la OIT en Ginebra, Suiza, pero el contacto del ministro con la dirigencia gremial resultó acotado.

Desde entonces la agenda engordó: la firma de un preacuerdo entre el Mercosur la UE pasó a ser una bandera de campaña del Ejecutivo y un factor de preocupación mayúsculo para el sindicalismo y vastos sectores del empresariado. A falta de información la CGT sólo se hizo eco de un comunicado que difundió la Coordinadora de Centrales Sindicales del Cono Sur (Ccscs) para rechazar el entendimiento por entender que representará “la sentencia de muerte” de las industrias regionales y de “gran parte del trabajo decente y el empleo de calidad”.

La cúpula de la central obrera local dudaba de acudir al encuentro de hoy, convencida de que el Gobierno lo usará para reimpulsar la reforma laboral y amplificar la promoción sobre el acuerdo comercial. Terminó por primar el respeto de la “mesa chica” de la central por la OIT y su director en la Argentina, Pedro Furtado de Oliveira. Así lo resolvieron ayer en un encuentro breve en la sede del gremio estatal UPCN los dirigentes Gerardo Martínez (albañiles, Uocra, y “canciller” de CGT), Armando Cavalieri (Comercio), José Luis Lingeri (Obras Sanitarias), Sergio Sasia (Unión Ferroviaria) y el anfitrión, Andrés Rodríguez.

El contexto del reencuentro será la segunda sesión de la Comisión de Diálogo Social para el Futuro del Trabajo que el Ejecutivo creó por resolución en abril pasado con el propósito de prevenir la escalada de conflictos locales a las deliberaciones en Ginebra de la OIT. La convocatoria alcanza al ministro Sica junto a otros funcionarios, además de representantes de la CGT, el gremio rural Uatre, la CTA de los Trabajadores y la CTA Autónoma; así como ejecutivos de la Unión Industrial, las cámaras de Comercio y de la Construcción y entidades del agro y el sector financiero.

En contraste con la CGT, esta semana también retomará su actividad el Frente Sindical por el Modelo Nacional, que lidera Moyano y que cuenta con el mecánico Ricardo Pignanelli (Smata), el bancario Sergio Palazzo y las dos versiones de la CTA. El sector tiene previsto para hoy un encuentro que tendrá como eje delinear una marcha federal opositora durante este mes. Intentarán así emular las movilizaciones que también protagonizó Moyano en los 90 contra Carlos Menem y que reeditó el camionero el año pasado con el apoyo de movimientos sociales y empresarios pyme.

La actividad del Frente Sindical continuará mañana en la Cámara de Diputados con un encuentro con legisladores de la oposición para impulsar una agenda común. Entre otros tópicos intentarán coordinar un proyecto de ley de “emergencia ocupacional” apuntado –una vez más- a poner un freno a los despidos. Otro ítem será exigir la devolución de los descuentos salariales por la aplicación del impuesto a las Ganancias sobre el medio aguinaldo, y la continuidad de la moratoria jubilatoria con una fecha de corte también actualizada. Y, de paso, exigir de manera coordinada al Gobierno precisiones sobre el acuerdo Mercosur-UE y la convocatoria en el corto plazo del Consejo del Salario, que el año pasado determinó una suba del piso de ingresos de apenas 25% y no fue reabierto a pesar de una inflación interanual superior al 57 por ciento.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario