Ambito Nacional

Chubut: pago escalonado por seis meses más

Este jueves hubo movilizaciones en toda la provincia. Sigue el paro por tiempo indeterminado en el sector estatal. Gobierno reconoce déficit mensual de $1600 millones.

El gobierno de Mariano Arcioni, a través del ministro de Economía, Oscar Antonena, confirmó que el pago escalonado a los trabajadores estatales continuará al menos “por seis meses más”. El anuncio deja a las claras que, pese a que se efectivizó el depósito de los haberes correspondientes al segundo tramo, no se esperan vientos de calma y que, por el contrario, todo se encamina a un grave conflicto social que, hoy, tuvo su expresión de fuerza más grande desde se inició el reclamo.

De acuerdo a lo esperado, un grueso importante de la provincia salió a la calle a exigir el pago total de los salarios de julio. La jornada de protesta se inició en Trelew en un acto en conmemoración por los 47 años de la Masacre de Trelew. Desde allí salió una gran caravana de autos con dirección a Rawson. En el camino, las columnas que integran la Mesa de Unidad Sindical se fueron sumando hasta llegar a Casa de Gobierno.

Una vez allí, los oradores de los diferentes gremiales dejaron en claro su postura, ratificaron el paro hasta que se abone la totalidad de la deuda y elevaron el reclamo a CTERA con el fin de que nacionalice el conflicto. “Hay que romper la barrera de esta provincia porque no puede ser que salgamos en las noticias por un supuesto romance de este irresponsable y no porque la provincia está prendida fuego”, manifestó Carolina Rubia, secretaria general de SADOP en alusión un romance farandulero que se le endilgó al gobernador Mariano Arcioni y que, éste, debió salir a desmentir.

Las manifestaciones se sucedieron en las diferentes ciudades de la provincia, siendo la ocurrida en Esquel una de las más fuertes con la presencia de más de cinco mil personas. Un movimiento que, para los participantes, se convirtió en el “Esquelazo”. El reclamo, el mismo de toda la provincia. El hecho ocurrió luego de que el intendente, Sergio Ongarato, anunciara un ajuste municipal con el fin de ahorrar dos millones de dólares a nivel local.

Por su parte, Antonena manifestó que es "el primer defensor de los compañeros del Estado provincial" y explicó que “la provincia tiene un déficit de 1600 millones de pesos ya que debe afrontar una masa salarial de 4400 millones de pesos con un ingreso mensual de 2800 millones. Esto nos impide cumplir en tiempo y forma. Yo asumí el jueves y estoy tratando de acortar la brecha". Sus palabras sonaron a poco en la calle.

Pese a que por la mañana Arcioni se reunió con varios de los dirigentes sindicales con el fin de calmar las aguas y hacerles saber las medidas que está llevando a cabo para tolerar la crisis, en la calle el reclamo se hizo grande. “Nosotros queremos ir a una reunión con una respuesta concreta, que no sea el ajuste al pueblo del Chubut, que sea el respeto de lo que ellos mismos han firmado en las paritarias, el respeto a los jubilados y a nuestros pibes en las escuelas”, sostuvo Tomás Montenegro, de la CTA local.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario