Lifestyle

Colagreco, imparable: fue elegido chef del año por sus pares franceses

El cocinero argentino fue distinguido por sus colegas en la revista Le Chef. Su restaurante Mirazur, en la Costa Azul, tiene todas las mesas reservadas hasta enero de 2020 desde junio pasado.

Después de que su restaurante Mirazur obtuviera la tercera estrella Michelin y fuera coronado como el mejor del mundo por la influyente lista "50 Best", el argentino Mauro Colagreco fue distinguido de nuevo, como chef del año por sus pares franceses.

De esta manera, Colagreco, único chef extranjero con tres estrellas en Francia, firma un año sin parangón, 13 años después de haber abierto su restaurante en la pequeña localidad de Menton, en la Costa Azul, con únicamente un presupuesto de 25.000 euros.

La 33ª edición de los Trofeos de la revista Le Chef lo consagraron como chef del año, tras la votación de unos 6.000 pares presentes en la Guía Michelin Francia.

colagreco 4.jpg
<p>Colagreco, al ser&nbsp;coronado como el mejor del mundo por la influyente lista "50 Best"</p>

Colagreco, al ser coronado como el mejor del mundo por la influyente lista "50 Best"

En declaraciones recientes, Colagreco, de 42 años, explicó que el Mirazur tenía en lista de espera unas 3.000 reservas. Cuando el 50 Best lo coronó en junio, "vendimos todas las mesas disponibles hasta enero de 2020 en 72 horas", dijo Colagreco, al margen de un coloquio organizado por la lista británica en París.

Pero el éxito no lo llevará a ampliar el restaurante, únicamente de 12 mesas tras haber sido reducido el año pasado. "Seguimos cerrando los lunes, los martes y los miércoles al mediodía", aseguró.

Autosuficente en un 30%, gracias a los cinco huertos que cultiva junto a su familia, Colagreco propone una cocina de autor, tan cuidada que en un único plato pone en el mismo nivel el caviar Osetra y la remolacha que deja crecer durante dos años.

colagreco 1.jpg
<p>Mirazur tiene todo reservado hasta enero de 2020 desde junio pasado</p>

Mirazur tiene todo reservado hasta enero de 2020 desde junio pasado

Su próximo reto, la panificación. "Compramos un horno de 1906, de leña, haremos nuestras propias harinas con variedades antiguas de trigo", explicó.

El argentino de origen italiano, que se formó en París con los mejores chefs, como Bernard Loiseau, Alain Passard y Alain Ducasse, es propietario también de otros restaurantes como la brasserie "Grandcoeur" en París, las hamburgueserías "Carne" en Buenos Aires y "Azur", en Pekín.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario