Política

Crece la polémica por el proyecto para evaluar a los jueces

La polémica en torno al proyecto de un diputado del oficialismo, para evaluar periódicamente el desempeño de los jueces, sigue generando cruces entre los sectores involucrados.

El autor del proyecto, Alejandro Rossi, hermano del jefe del bloque K en la Cámara baja, aseguró que "es una evaluación de puro conocimiento del derecho" y que "no hay discrecionalidad".

Por eso, Rossi adelantó que podría cambiar el tiempo de evaluación de cuatro a siete años para no coincidir con el período de gobierno.

En diálogo con una radio porteña el legislador dijo que "el proyecto consiste una revisión de conocimiento del derecho cada cuatro años para jueces", pero adelantó que "el plazo de evaluación me parece demasiado breve, se podría alargar un poco más que no haya suposiciones y llevarlo a siete".

Rossi explicó que el proyecto se basa en que "la tarea de los jueces no la tiene ninguna otra persona en la vida de la república, tienen un poder de decisión sobre la vida y la libertad de las personas que no es equiparable a nadie y demanda una supervisión de organismos estatales mucho mayor".

Consultado sobre si es anti constitucional, afirmó que "no" y que "no habría que revisar la constitución porque es un examen de idoneidad, si no se aprueba se pasa el examen al tribunal de juzgamiento y es causa de remoción". El legislador aseguró que la idea es parte de un proyecto mayor de reforma del Consejo de la Magistratura.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Magistrados, Ricardo Recondo, salió al cruce del proyecto y comparó a Alejandro Rossi con un "comisario de la Gestapo.

"Yo quiero saber si el diputado Rossi además de comisario de la Gestapo es abogado. Porque si es así, él tendría que dar un examen porque ignora la Constitución", enfatizó Recondo.

En declaraciones radiales, el dirigente sostuvo que, de acuerdo con la Constitución Nacional, los jueces permanecen en sus cargos "mientras dure su buena conducta". "Es absolutamente inconstitucional cualquier intento por perturbar esto", subrayó.

Al respecto, Recondo sostuvo que el oficialismo "discrimina" a los jueces y advirtió que la situación "pasa a ser un tema de protección de los Derechos Humanos".

"Hoy son los jueces, mañana los empresarios, pasado los periodistas", advirtió.

En tanto, El diputado nacional por la UCR y titular de la Comisión de Justicia, Ricardo Gil Lavedra, aseguró en declaraciones radiales que la iniciativa del oficialismo "es una presión permanente a los jueces en actividad".

"No está mal exigir que los jueces puedan o deban constantemente formarse, que puedan actualizarse de modo permanente, pero no puede ser utilizado como una herramienta de control político", agregó.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario