Ambito Nacional

Crece la presión gremial sobre Vidal por sueldos

Los gremios bonaerenses recrudecieron sus reclamos al gobierno de María Eugenia Vidal en pos de urgentes medidas salariales para hacer frente a la dura caída del poder adquisitivo.

Los estatales exigen la reapertura de las paritarias (vienen de una revisión en junio), mientras que los docentes piden adelantar la aplicación de la cláusula gatillo, de corte trimestral, para hacer frente al impacto de la devaluación y la inflación.

Pero en la otra vereda encuentran a una administración también golpeada en sus ingresos -como el resto de las provincias- por el rebote de la crisis y de las medidas post-PASO de Mauricio Macri, que generan fuertes pérdidas en la coparticipación.

En ese contexto de escasez, desde filas sindicales estatales salieron a rechazar el pago de un bono de 3 mil pesos en dos cuotas (para trabajadores no beneficiados por el cambio en el piso de Ganancias). Esa posibilidad en rigor sólo circuló de manera extraoficial, y quedó lejos de la bonificación de 5 mil pesos definida por Mauricio Macri para los estatales nacionales.

Por su parte, el Frente de Unidad Docente Bonaerense (FUDB) se presentó ayer frente a la cartera laboral -que conduce Marcelo Villegas- para exigir “respuestas urgentes” a los planteos elevados el 23 de agosto, que incluyen un gatillo mensual que en principio el Gobierno bonaerense no evaluaría dar.

Allí el titular de Suteba, Roberto Baradel, advirtió que avanzarán con medidas de fuerza si no hay una respuesta a sus reclamos.

“Hace más de una semana les planteamos la necesidad urgente de la convocatoria a la Comisión Técnica Salarial”, aseguró por su parte María Laura Torre (secretaria general adjunta de Suteba), desde la coalición que integran además la Feb, Udocba, Amet y Sadop.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario