Política

Cristina acusó al Gobierno de orquestar una "campaña sucia"

En una nueva presentación de su libro Sinceramente, la expresidenta sostuvo que desde el oficialismo "ya ni hacen promesas, solo dicen mentiras". Además, dijo: "En diciembre, además de sentarnos con el FMI, habrá que revisar todos los papelitos".

La senadora y precandidata a vicepresidenta por el Frente de Todos, Cristina Fernández de Kirchner, realizó este sábado en Río Gallegos una nueva presentación de su libro Sinceramente en la que acusó al Gobierno nacional de llevar una “campaña sucia y violenta” de cara a las elecciones nacionales de octubre.

"A mí me tiene muy preocupada porque las campañas sucias surgen cuando no tenés propuestas o cuando mentiste mucho y tenés que ocultar", sostuvo la compañera de fórmula de Alberto Fernández. "Ya ni hacen promesas, solo dicen mentiras", agregó.

Además, se refirió a las acusaciones que recibieron los jóvenes de La Cámpora a quienes se los vinculó con el narcotráfico. "Por otro lado está lo violento. Cuando dicen 'los jóvenes de esa agrupación son narcotraficantes' o que 'los otros son marxistas y comunistas', genera prejuicio y eso genera violencia sobre las personas a las que se prejuzga", señaló.

“En las elecciones del '83 hubo promesas que no pudieron cumplirse, pero que no fueron mentiras. Ese Gobierno intentó hacer las cosas y no le salieron. Pero ahora dijeron que los trabajadores no iban a pagar ganancias, que los jubilados iban a tener acceso a todos los medicamentos, que nadie iba a perder lo que tenía… nunca intentaron hacer eso, hicieron lo contrario. Te sacaron las cosas buenas y te dejaron las malas", insistió la exmandataria ante el auditorio.

A su vez, se refirió a la deuda contraída tras el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional y consideró que “¡Es un horror!". "¿Qué pasó que, de no deberle nada al FMI, pasamos a deberle 57 mil millones en tres años y medio y nos quieren hacer creer que no tienen nada que ver?”, se preguntó.

"Nosotros tenemos que ponerles un corte a estos que vienen a endeudarnos. Desde que vino el FMI en 1957 en la Argentina hay golpes recurrentes. En diciembre, además de sentarnos con el FMI, habrá que revisar todos los papelitos", anticipó Cristina.

"Queremos saber quién tiene que pagar esta deuda. No que no se pague. ¿A quién le van a pedir los dólares a los cartoneros de Juan Grabois? ¿A lo jubilados, a los trabajadores? Eso deberíamos estar discutiendo. La guita entró, pero quiero saber quién se la llevó para pedirle a ese que la pague", aclaró la expresidenta, acto seguido.

Por último, la líder de Unidad Ciudadana también envió un mensaje al postulante a vicepresidente por Juntos por el Cambio, Miguel Ángel Pichetto, quien pregona la necesidad de que en el país haya "un capitalismo moderno, inteligente, que defienda la industria nacional, que exporte y que abra los mercados".

"¿Estos se dicen capitalistas cuando nadie puede consumir nada? Conmigo había capitalismo en la Argentina, no me jodan más con eso del capitalismo", lanzó la exjefa de Estado.

"Yo soy mucho más capitalistas que ellos. Conmigo en Argentina había capitalismo y la gente se podía comprar lo que quería. Que no me jodan más con lo del capitalismo. ¡Por Favor! Conmigo había capitalismo", concluyó.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario