Dólar: bajan blue y financieros (la brecha recortó posiciones)

Edición Impresa

El dólar blue bajó 50 centavos ayer luego de igualar en la jornada previa su máximo histórico en términos nominales.

En una semana con bastante volatilidad, el dólar informal retrocedió hasta los $208,50. Por ende, el spread con el tipo de cambio mayorista, que regula el Banco Central (BCRA), cayó al 101,1%. Mientras que los dólares financieros volvieron a cerrar en baja en una jornada con vaivenes y sin una tendencia clara. Mientras tanto, el BCRA mantiene su saldo positivo en el mercado oficial de cambios y acelera levemente el ritmo de devaluación.

En el segmento financiero del tipo de cambio, el “contado con liqui” (CCL) cayó 0,1% hasta los $211,22, con lo cual la brecha retrocedió hasta el 103,7%. Por su parte, el dólar MEP descendió 0,2% hasta los $201,96, lo cual llevó al spread con el oficial al 94,8%. Si bien las brechas se ubican en mínimos de cinco jornadas, todavía se mantienen en niveles elevados. El economista Gustavo Ber sostuvo que las cotizaciones siguen sostenidas “dado que la búsqueda de cobertura continúa a la orden del día entre los operadores a raíz del clima de incertidumbre, actualmente acentuado a la espera de la estrategia política ante el FMI”.

A la tenue aceleración del “crawling peg”, se le sumó la decisión del BCRA de incrementar su tasa de referencia al 40%. En términos efectivos, las Leliq ahora rinden un 48,3% y los plazos fijos un 46,8%, cifras que parecen insuficientes para superar a una inflación que el mercado estima en 54,8% para 2022, según el último REM.

Por su parte el dólar mayorista trepó 12 centavos hasta los $103,68, bajo la constante regulación del BCRA. Se trató del mayor avance diario desde el 7 de diciembre (descontando las subas que la cotización suele tener luego del fin de semana o feriados). A este ritmo de ajuste, el tipo de cambio oficial se encamina a registrar un alza mensual superior al 2%, algo que no ocurre desde marzo de 2021. En la jornada, el Banco Central sumó su octava rueda consecutiva sin venta de divisas, aunque en esta ocasión la compra fue de apenas u$s1 millón, en términos netos. En lo que va de enero la autoridad monetaria adquirió más de u$s200 millones, ayudada por el mayor ingreso de dólares por la cosecha fina de trigo.

En las primeras dos ruedas de la semana, entraron más de u$s300 millones por exportaciones de cereales y oleaginosas. Aun así, las reservas acumulan una merma de u$s310 millones en lo que va de enero, debido fundamentalmente a pagos de deuda con bonistas privados.

“La cotización del dólar mayorista se mantuvo con escasas oscilaciones dentro del nivel inicial durante gran parte del primer tramo de la sesión. La demanda autorizada fue intensificando su dominio en la última hora de operaciones, dando pie a una corrección alcista de los precios”, indicó Gustavo Quintana, de PR Corredores de Cambio. “El escaso monto negociado redujo la participación del Banco Central que terminó el día con un mínimo saldo a favor, pero acumulando otra jornada sin pérdidas de reservas desde el inicio del mes. La caída en el nivel de actividad en el mercado quita profundidad y liquidez al desarrollo de las operaciones, que en el primer tramo del año siguen exhibiendo una leve supremacía de la oferta de divisas, un factor que contribuye al mejor desempeño de la autoridad monetaria con resultados que hasta ahora, cumplen con los objetivos oficiales en la materia”, acotó.

Dejá tu comentario