Argentina tuvo un sábado negro en la Fed Cup

Deportes

Argentina quedó muy cerca de descender de categoría luego de tres años al alcanzar este sábado una desventaja con España de 2-0 en la serie de Repechaje al mejor de cinco puntos que animan en Tecnópolis, merced a las derrotas de Paula Ormaechea ante Sara Sorribes y de María Irigoyen frente a Lara Arruabarrena.

La serie copera que se desarrolla en el predio ubicado en Villa Martelli comenzó muy desfavorable con la derrota de la santafesina Ormaechea (158) ante Sorribes (162) por 4-6, 7-6 (2) y 6-1, y luego de la tandilense Irigoyen (226) frente a la vasca Arruabarrena (88) por 6-0 y 6-1.

La eliminatoria, que para Argentina entró en un callejón sin salida, continuará el domingo desde las 10 con el punto que animarán Ormaechea y Arruabarrena, en el cual debe ganar la santafesina, de lo contrario la serie se definirá en favor del equipo europeo.
En el caso de que la sunchalense sorprenda a la tenista nacida en San Sebastián, ingresará a la cancha Irigoyen para jugar frente a Sorribes con la misión de ganar o ganar para forzar un quinto punto, que sería el dobles entre las argentinas Nadia Podoroska (408) y Tatiana Búa (612) ante las españolas Anabel Medina Garrigues (526) y Aliona Bolsova (622).

La derrota de Ormaechea fue la más dolorosa, ya que para no descender Argentina precisaba ganarle los dos puntos a la debutante Sorribes, algo que no sucedió y por eso las perspectivas indican que se está a un paso de retornar a la Zona Americana luego de tres años.

Esa caída de la número uno de Argentina incidió en el ánimo de Irigoyen, que salió a jugar presa de los nervios ante una rival de mayor jerarquía como Arruabarrena, quien la aniquiló en apenas 49 minutos.

La tenista vasca comenzó muy prendida y con un quiebre rápido más un buen juego de saque, llegó otro quiebre más para ponerse en ventaja por 3-0 y luego estiró a 4-0 en apenas 11 minutos, ante la mirada azorada de Irigoyen y de las 1.000 personas que se acercaron a Tecnópolis para alentar al equipo albiceleste.

Arruabarrena, debutante en Copa Federación, mostró una gran velocidad de piernas, su derecha lastimó por lo profunda y pesada, además sirvió de manera excelente, un cóctel que le valió llevarse el set inicial por 6-0 en tan solo 21 minutos de juego.

La española continuó su ritmo avasallante en el segundo set, con drops, reveses paralelos, cruzados y saques sobre las líneas, por eso no extrañó su dominio total y perdió un sólo juego, cuando cedió su servicio y quedó 1-1, más por errores propios que por méritos de la tandilense.

Irigoyen intentó mover a su rival de un lado a otro y le jugó más profundo para impedirle tomar la iniciativa, pero tampoco lo logró y se notó muchísimo los 138 puestos de diferencia entre una y otra en el ranking mundial de la WTA.

La española cerró por 6-1 una victoria lógica y por su calidad no debería tener problemas ene l tercer punto ante Ormaechea, quien en la actualidad no posee recursos para ponerla en apuros.

El equipo capitaneado a María José Gaidano quedó en situación de repechaje luego de perder en febrero último ante EEUU por 4-1, en Pilar, mientras que las españolas cayeron frente a Rumania por 3-2.

Con el paso en falso de Ormaechea, y la lógica derrota de Irigoyen, Argentina quedó comprometida, frente a un rival que dio la enorme ventaja de venir al país sin sus cuatro mejores tenistas: Carla Suárez (10), Garbiñe Muguruza (20), Silvia Soler (67) y María Teresa Torro Flor (97).

Dejá tu comentario