McLaren le pagará 30 millones de euros por año a Fernando Alonso

Deportes

El español Fernando Alonso, bicampeón mundial, será el piloto mejor pago de la Fórmula 1 en 2007, pues ganará casi 30 millones de euros anuales, aunque se trata de una cifra inferior a la que percibía el retirado Michael Schumacher.

El contrato de Alonso en McLaren representa una sustancial mejora económica para el piloto ibérico, que en 2006 tuvo ingresos por 10 millones de euros en Renault.

Expertos de la categoría sostienen que la salida del campeón de la escudería francesa estuvo básicamente fundada en la postergación económica que sufrió en ese equipo.

Se calcula que Alonso ganó esos 10 millones de euros en Renault en 2006, sólo gracias a que sumó premios y patrocinios, ya que la base de su contrato, firmado con Flavio Briatore tres años antes, era de tan sólo 4 millones de euros.

Una cifra más que modesta, ya que resultaba la misma que la escudería Williams le pagó hasta 2006 al austríaco Alex Wurz, quien cumplía funciones de tercer piloto, sin haber corrido ni un solo Gran Premio.

Alonso, empero, no logrará superar en McLaren lo que en los últimos años cobró en Ferrari el alemán Michael Schumacher, quien tenía garantizados 36 millones de euros por estación, indicó un informe del periódico español As que público Ansa.

El segundo piloto mejor pagado de la F-1 será el finlandés Kimi Raikkonen, cuyo flamante contrato con Ferrari hasta 2010 es por 18 millones de euros anuales.

Ralf Schumacher está tercero en el ranking de salarios, pues Toyota le pagará 12 millones de euros anuales.

Inmediatamente detrás se ubica el otro piloto del team japonés, el italiano Jarno Trulli, con 9 millones de euros, cifra que la publicación define como "insólitamente alta" para un piloto que sólo ganó un Gran Premio en casi diez años en la categoría.

En contraste, el peor pagado será el alemán Adrian Suttil, quien fue contratado por Spyker F1 (ex Midland) por la módica cifra de 240.000 euros anuales, siempre según el reporte publicado hoy por As.

Dejá tu comentario