Economía

Despidos sin justa causa: alerta para empleadores

Por Federico de Luca.- (*)

El pasado 12 de noviembre, se publicó en el Boletín Oficial, el Decreto 1043/2018 que establecía el pago del bono de fin de año y un procedimiento transitorio para efectuar despidos sin justa causa.

Pasaron 15 días desde la vigencia de este Decreto, y aún no se estableció ningún procedimiento para poder informar este procedimiento al Ministerio de Trabajo, al cual hemos consultado telefónicamente y vía mail obteniendo la misma respuesta “le informamos que la Secretaría de Trabajo se encuentra trabajando en la conformación del proceso administrativo para la presentación; por lo tanto, le solicitamos que por favor se comunique nuevamente en el transcurso de la semana, que le estaremos comunicando el procedimiento correspondiente”.

Por lo pronto quien decidió despedir a un empleado bajo relación de dependencia sin una justa causa desde el 12 de noviembre, se encuentra imposibilitado de cumplir con la obligación de informar esta situación al Ministerio de Trabajo, generándose un expuesto sancionatorio por no cumplir con esta condición formal, que podría tener una multa de hasta 2.000% del Salario Mínimo Vital y Móvil.

La falta de claridad en las normas legales, atentan contra la seguridad jurídica de los ciudadanos, en este caso más precisamente contra la seguridad jurídica de los empleadores, quien se ven en la disyuntiva de tener que despedir a empleados, pero no poder cumplir con el requerimiento formal que entró en vigor hace 2 semanas, exponiéndose a futuras sanciones.

Por último, es importante recalcar que el decreto establece una formalidad administrativa al empleador, por lo que el no cumplimiento de la misma no debería tener incidencias sobre la validez legal del despido.

Recordemos lo que estableció el Decreto respecto a este tema:

Se establece un procedimiento transitorio hasta el 31 de marzo de 2019 que deberán seguir los empleadores al momento de realizar un despido sin causa. El procedimiento es el siguiente:

1) Una vez tomada la decisión de despedir a un empleado, el empleador deberá comunicarle al Ministerio de Producción y Trabajo, con una anticipación no menor a 10 días hábiles, la decisión de despedir a trabajadores contratados por tiempo indeterminado sin mediar justa causa, antes de hacerla efectiva.

2) El Ministerio de Producción y Trabajo, de oficio o a pedido de parte, podrá convocar al empleador y al trabajador junto con la asistencia gremial pertinente, a una audiencia para que, en dicho plazo, se evalúen las condiciones en que se llevará a cabo la futura extinción laboral.

El incumplimiento de este procedimiento dará lugar a las multas y sanciones para el empleador, las cuales podrán alcanzar hasta 2.000% por Salario Mínimo Vital y Móvil.

Excepción a este procedimiento: los trabajadores de la industria de la construcción.

(*) Socio de De Luca & Asociados

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario