Política

Deuda de género en la Provincia: de 135 municipios, sólo 6 serán gobernados por mujeres

En Buenos Aires sólo el 4 por ciento de los distritos estará a cargo de una mujer. El Frente de Todos tendrá cinco representantes; Juntos por el Cambio, una.

A partir del 10 de diciembre sólo seis municipios de los 135 que conforman la Provincia serán gobernados por mujeres. Una cifra muy baja que representa sólo el 4 por ciento del total de los distritos. El dato queda más expuesto si se toma en cuenta que de los 471 candidatos que pasaron el corte de las PASO, sólo 77 fueron mujeres. Y de este último número, ganaron seis (un 7%).

Los números son contundentes y ponen de manifiesto una clara deuda de género en una provincia donde aquellos que más tiempo se sostuvieron en el poder fueron tildados de barones. Por caso, sólo una de las seis intendentas fue reelecta en su cargo. Se trata de Érica Revilla, jefa municipal de General Arenales, y única mujer en el poder territorial bonaerense de Juntos por el Cambio. Lo que se dice un símbolo.

La cantidad de mujeres electas es mayor a la de 2015, cuando asumieron cuatro: la propia Revilla, Verónica Magario (La Matanza), Fernanda Antonijevic (Baradero) y Sandra Mayol (Monte); sin embargo significa una nueva caída en comparación a 2011, cuando fueron ocho las que tomaron el poder: todas del Frente para la Victoria.

El Conurbano tendrá dos exponentes: Mayra Mendoza, en Quilmes; y Mariel Fernández, en Moreno. Dos municipios de tenor que tendrán por primera vez una mujer a cargo. Claro, en ninguno de los dos casos resultó fácil. Ambas tuvieron que sortear las PASO. Mendoza batalló, entre otros, con el Barba Gutiérrez, el ex intendente que es toda una referencia en el sur. Fernández, por su parte, debió competir con el actual jefe municipal, Walter Festa, y una serie de precandidatos que también respondían al mandamás con el fin de separar más los votos. Una jugada que no resultó. La dirigente del Movimiento Evita, y amiga personal de Máximo Kirchner, ganó con comodidad.

En Presidente Perón se dio una circunstancia parecida a la de Moreno. Pese a que el intendente también era del Frente de Todos se resolvió abrir la interna para que pudiera competir Blanca Otero, quien le ganó la interna al actual mandamás saliente, Aníbal Regueiro, para luego consagrarse con el 62 por ciento de los votos ante del representante del macrismo.

El caso de Marisa Fassi tiene más vueltas. En Cañuelas, intendenta electa ya ocupó el rol en dos oportunidades de manera interina en reemplazo de su marido, el actual jefe municipal, Gustavo Arrieta. El pasado 27 de octubre, Fassi se impuso con el 49 por ciento de los votos, siete más que su contrincante de Juntos por el Cambio, Santiago Mac Goe.

Lo de María Celia Giannini también es un retorno. La ex intendenta de Carlos Tejedor volverá a hacerse cargo del sillón municipal luego de un período. Será su tercera vez en el cargo. En 2007 fue electa por primera vez en una campaña que se basó en poner de manifiesto las obras que había realizado el ex jefe municipal y actual diputado, Emilio Monzó.

Fernanda Raverta, en Mar del Plata, y Florencia Saintout, en La Plata, fueron de las mujeres que quedaron a un paso de sumarse a este selecto grupo.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario