Deportes

D'Onofrio habló de "consenso" y "seguridad" tras la mudanza de la final de la Libertadores

El presidente de River aseguró que "todos nos pusimos de acuerdo y eso nos da la tranquilidad para tener un evento como el que deseamos". Alejandro Domínguez, titular de Conmebol, afirmó que Lima fue elegida como "la opción más viable".

Rodolfo D'Onofrio, presidente de River Plate, admitió que tanto los representantes del "Millonario" como del de Brasil "consensuamos y nos pusimos de acuerdo" para jugar la final de la Copa Libertadores el próximo sábado 23 del corriente en Lima, Perú.

"Todos consensuamos y nos pusimos de acuerdo. Nos da la tranquilidad y seguridad para tener un evento como el que deseamos", indicó la máxima autoridad de la entidad de Núñez, en conferencia de prensa desarrollada en la sede de la Conmebol en la ciudad paraguaya de Luque.

Precisamente, desde temprano, los dirigentes de ambas entidades más las autoridades más representativas del fútbol sudamericano se reunieron en territorio paraguayo, para definir el escenario de la definición del torneo, una vez que Santiago de Chile quedó desestimada por la crisis socioeconómica que atraviesa el país trasandino gobernado por Sebastián Piñera.

D'Onofrio aportó que la elección de la capital peruana se debió "a contingencias no previstas", aunque cuando se le consultó respecto del contratiempo vivido como ocurrió en la final del año pasado ante Boca Juniors (la revancha terminó disputándose en el estadio Santiago Bernabeu de Madrid) esgrimió un consuelo: "Por lo menos es un poco más cerca que el año pasado", dijo.

El presidente "millonario" aseguró que la Conmebol devolverá "el dinero de las entradas (ya vendidas) de los que no viajen a Lima".

CONMEBOL Libertadores on Twitter

"Entiendo a todos los argentinos y brasileños que ya tienen su entrada y pasaje. Las entradas, para los que no puedan viajar, se las van a devolver y a los pasajes se les buscará una solución", completó D'Onofrio.

Por su parte, el presidente de la Conmebol, Alejandro Domínguez, aseguró que la decisión de mudar la final "fue la opción más viable", habida cuenta la crisis social que se vive en en el país trasandino.

"Tuvimos que encontrar la opción más viable. Ambos clubes están haciendo un esfuerzo enorme para dar a entender que nos lleva a tomar esta decisión. Teniendo las garantías del gobierno peruano, es que se hace el partido en Lima", expresó Domínguez en la conferencia de prensa que brindó en el edificio de la Conmebol.

Domínguez estuvo acompañado por los presidentes de Flamengo Rodolfo Landim y D'Onofrio, además de los responsables de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), Rogério Caboclo, y la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), Claudio "Chiqui" Tapia.

"Esta es una decisión de fuerza mayor. Lima está equidistante para ambos países", expresó Domínguez, quien reconoció que hacía un año venían trabajando para que la final se realizara en la capital chilena.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario