Cuánto va a recaudar el impuesto al dólar

Economía

La recaudación potencial por el impuesto del 30% a las compras de dólares, viajes y consumos en moneda extranjera ronda los 144.000 millones de pesos anuales. La cifra surge de las estadísticas contenidas en el Balance Cambiario del Banco Central y representa el máximo de aporte que lograría el Ejecutivo a partir de la entrada en vigencia del llamado dólar PAIS (Para una Argentina Inclusiva y Solidaria). El número podría ser muy inferior, considerando que el público se adelantó a comprar viajes antes de la entrada en vigencia del impuesto. Un sobreprecio para las compras y gastos en moneda extranjera, cuyo objetivo parece más destinado a aportar recursos tributarios al Tesoro que a cuidar las escasas reservas internacionales del BCRA. Y que el cepo hard limitó drásticamente la demanda de dólares para atesoramiento.

Por el lado del turismo emisivo, los egresos de divisas entre noviembre último y el mismo mes de 2018 totalizaron u$s7.578 millones. Un 24,4% menos que los u$s10.083 de todo el 2018. Si se repitiera ese número, el impuesto de 30% sobre un dólar de $63 significaría un encarecimiento de $143.982 en las erogaciones por viajes al exterior. Pero habrá que ver si un dólar más caro, que aumentará los precios en pesos de los pasajes y paquetes, afectará disminuyendo el gasto por viajes, transporte y consumos con tarjeta de crédito.

El Balance Cambiario del Central revela que en noviembre de 2017, cuando la cotización del billete norteamericano al público era de $17,60, el gasto en turismo al exterior promediaba los u$s1.100 mensuales. En junio de 2018, con el dólar 67,6% más caro a 29,50 pesos, los egresos por viajes y consumos fuera del país se habían reducido en un 33,5% a u$s731 millones mensuales.

A fin de septiembre del año pasado, con el dólar a $41,90 el gasto en turismo había bajado a u$s456 millones mensuales. Y las últimas estadísticas a noviembre de 2019 muestran que con el dólar a $62,90 ese consumo se ubicó en u$s581 millones, en parte como resultado de las compras anticipadas. Pero igualmente, aun con ese repunte, la cifra es prácticamente la mitad de la registrada a fines de 2017. De acuerdo al INDEC, en los primeros 10 meses del año el turismo emisivo totalizó 3.439.100 pasajeros, 12,5% menos que en el mismo periodo de 2018.

El fenómeno de las compras anticipadas tiene otra lectura. En los últimos meses se adelantaron compras de tickets aéreos y paquetes turísticos, por la combinación de dos factores: uno, la expectativa de una posible devaluación y dos, las promociones con descuentos y cuotas sin interés que lanzaron las agencias en combinación con las tarjetas de crédito, a partir del cyber Monday o el black Friday, promociones que se extendieron más allá de esos fines de semana. Inclusive se dispararon las ventas en los últimos días, ya confirmada la intención de gravar las compras y gastos en dólares.

El público se anotó en una carrera contrarreloj, cerrando operaciones presenciales u online de futuros viajes antes de la sanción y promulgación de la ley que encarecerá el costo del turismo fuera del país. Un comportamiento puramente racional, comparable al del campo que anticipó ventas de granos para adelantarse a la suba de las retenciones. El noviembre la liquidación de divisas del agro alcanzó a u$s2.303 millones, según las cifras del BCRA. Más del doble de las ventas del mismo mes del año pasado, comparable con los montos que se manejan durante el trimestre dorado de la soja.

Las compras anticipadas de viajes y turismo hacen prever que en los próximos meses la recaudación por el impuesto al dólar no aportaría todo lo que se supone en base a los datos históricos. Una promotora de un sitio de ventas de pasajes y paquetes online reveló que en las últimas semanas se cerraron operaciones con fechas de salida que llegan hasta mediados de 2020.

A su vez, las compras de dólares para atesoramiento tampoco aportarían importantes recursos al Tesoro.

A partir del endurecimiento del cepo cambiario en octubre y la reducción del límite máximo autorizado a 200 dólares mensuales, las compras de billetes se redujeron notablemente. Siempre de acuerdo a las estadísticas del BCRA, entre julio y octubre de este año, la formación neta de activos externos, que es la diferencia entre ingresos y egresos de billetes y divisas, promedió u$s3.832 millones mensuales. En noviembre, ese saldo fue negativo en apenas 10 millones de dólares. Las compras de dólares del público bajaron de u$s4.303 millones en octubre a u$s322 millones el mes pasado. La recaudación por estas operaciones sería prácticamente insignificante.

Según economistas privados, la recaudación por el dólar PAIS representaría 0,5 de punto del PBI el año entrante. El PBI del tercer trimestre de 2019 era de $22.246.374 millones, según las cifras del Ministerio de Hacienda. El aporte del dólar PAIS entonces no superaría los 111.000 millones de pesos. Es un 23% menos de la recaudación potencial, sin considerar la merma por las compras anticipadas y el cepo hard, ni la caída de 1,3% que el FMI estimó para el PBI de la Argentina en 2020.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario