Economía

Dólar: mejor inversión del 2019 por efecto electoral (+58,8%)

Actualmente, el alza de la moneda está contenida por restricciones del cepo hard. En el mes, bonos ajustables por CER subieron hasta un 20%.

El dólar fue una de las inversiones que más rindió en el año. La afirmación no sorprende, considerando que la moneda avanzó 58,8% en lo que va del 2019, a partir de la incertidumbre que giró en torno a las elecciones presidenciales y del nerviosismo pos-PASO por el cambio de gobierno, lo que derivó en una depreciación automática del tipo de cambio del 25%. No obstante, en noviembre, la divisa avanzó apenas 0,4%, considerando que la demanda se encuentra contenida artificialmente por las restricciones a la compra de dólares de hasta u$s200 por mes.

Desde la crisis cambiaria del año pasado, el gobierno debió aplicar diversas medidas, entre las que se encuentran la venta de reservas o la suba de la tasa de interés, para intentar aplacar (sin éxito) a la moneda estadounidense, más allá de ciertos períodos de tranquilidad en el proceso. Esto llevó a que el oficialismo reformulara el diseño del esquema de política monetaria, pasando de uno de metas de inflación a uno basado en el control de agregados monetarios, que tampoco parece haber dado resultado. Es que en Argentina, la demanda de dólares es un fenómeno que va más allá de cualquier tipo de programa, dado que los agentes de la economía buscan refugiarse en momentos de mayor nerviosismo en un activo que consideran más seguro, y la moneda ha demostrado a lo largo de la historia argentina que funciona para, por lo menos, mantener el poder adquisitivo. El peso, en cambio, en un contexto de elevada inflación, parece dejar ciertas dudas, a pesar de las tasas positivas en términos reales.

Con la imposición del cepo hard un día después de las elecciones presidenciales, en noviembre hubo otros activos que finalizaron en alza, como fue el caso de los bonos en pesos ajustables por CER, que culminaron con subas de hasta 20% en el tramo largo. Es que, tras el bajo dato de inflación de octubre (3,3%), para este mes se espera una nueva aceleración en la evolución de los precios. A contramano, los títulos en dólares finalizaron con descensos generalizados, a la espera de los anuncios con respecto al programa económico que impulsará el gobierno de Alberto Fernández a partir del 10 de diciembre, sobre el cual no se han brindado precisiones, más allá de algunos nombres que estuvieron dando vueltas. Por su parte, los Cupones PBI anotaron diversas bajas en los tramos en dólares, pero en pesos subió 29%.

Por su parte, el S&P Merval finalizó en terreno negativo en el mes, con una baja del 1,4%. La sociedad de bolsa Tavelli & Cía. comentó que “noviembre finalizó con un saldo prácticamente neutro en el promedio, pero con una importante dispersión”. Los papeles del panel general que venían con cierto retraso mostraron fuertes ganancias durante el mes, mientras que el sector del transporte de gas sigue golpeado, por “la expectativa de posibles cambios en las reglas de juego en los incrementos tarifarios”, indicó Tavelli. Los bancos, por su parte, mostraron subas menores al 10%.

De cara a diciembre, los movimientos de mercado vendrán por el lado de los anuncios que se conozcan con respecto a las políticas fiscal y monetaria que anuncie el próximo gobierno a partir del 10 de diciembre. El cepo parece haber llegado para quedarse, al menos para el próximo año, así que no debería haber novedades en ese sentido. En diciembre, lo más probable es que las operaciones vengan de la mano de cierto nerviosismo, lo que implica que las variaciones podrían mantenerse en línea con las de noviembre, o estar un poco más golpeadas, si es que los anuncios del equipo de Fernández no convencen.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario