Amenaza de paro en el ascenso

Edición Impresa

La distribución del dinero correspondiente a la televisación de Fútbol para Todos dejó a los clubes que juegan las categorías de ascenso en una situación crítica, a tal punto que está flotando en el ambiente un posible paro de actividades para este fin de semana, aunque el presidente de AFA, Luis Segura, lo descartó de forma rotunda.

La mesa ejecutiva de la Primera B Nacional se quejó el martes a la noche porque la tesorería de la AFA no respetó el coeficiente de retención de los ingresos de derechos televisivos que se había acordado en el plan de desendeudamiento. Según se pudo saber, en esa reunión Chacarita, All Boys e Independiente Rivadavia de Mendoza hicieron hincapié en que no podrán abrir sus estadios para la disputa de los partidos.

De los $ 780.000 que debían ingresar a las arcas de cada uno de los 22 clubes de Primera B Nacional, a Chacarita, All Boys e Independiente mendocino se les retuvo el 80% o el 90%.

El presidente del Albo, Fabián Aguirre, afirmó que el 90% de los clubes de la B Nacional está de acuerdo en la postura de parar la pelota el fin de semana si la AFA no otorga soluciones al reparto del dinero.

"No sé si todos, pero un 90% de los clubes de nuestra categoría estamos de acuerdo en ir a un paro, porque así no se puede seguir. Estamos en la categoría que más gasta en viajes y traslados", expresó el titular de la institución de Floresta.

Tras la reunión de mesa directiva, las instituciones de la categoría encendieron la luz de alerta después de que les entregaron los cheques correspondiente a febrero.

Otros clubes también mostraron su descontento porque recibieron descuentos que no estaban en sus planes y que fueron superiores al 30% de lo que se había estipulado en forma tácita.

El secretario de Actas de All Boys, Marcelo Reto, fue el más ofuscado, y si bien aceptó que "el club tiene una deuda grande y está detonado, con esa plata no podemos abrir el estadio".

"Por eso nos vamos a hacer cargo de la deuda de otra manera. Es que con los $ 71.000 que nos dieron no podemos abrir la cancha", sentenció Reto.

Ése fue el monto que recibió All Boys por la cláusula de desendeudamiento que permitió el adelanto de los pagos por TV a los clubes de la B Nacional, que deben percibir un monto total de 780.000 pesos. Sin embargo, los descuentos iban a realizarse en junio, según lo previsto oportunamente, pero sorpresivamente se encontraron con ese recorte tres meses antes de lo establecido. Por eso no lo pasaron a retirar de la tesorería.

Algo parecido sucedió con Nueva Chicago, que recibió solamente $ 88.000 y tampoco los retiró. Al respecto, su vicepresidente, Marcelo Ferreyro, destacó que "la B Nacional no puede seguir así, porque el ajuste se nota mucho y más en esta categoría, que tiene la misma estructura que el torneo de Primera pero con muchos más kilómetros para recorrer".

Por lo pronto, la promesa del vicepresidente segundo, Claudio "Chiqui" Tapia, y el secretario de presidencia de AFA, Damián Dupiellet, fue programar una reunión con Luis Segura para mañana, e intentar solucionar la situación. En la sede afista se tratará una ayuda propuesta por los clubes de primera a los de la B Nacional, que consiste en reducir los montos que perciben de la televisión para subir los de la máxima categoría de ascenso y así compensar en parte los enormes gastos que generan los extensos viajes que deben realizar a lo largo de la competencia,

Precisamente de AFA, su titular, Luis Segura, trató de bajar los decibeles al conflicto. Si bien reconoció que la situación es crítica, consideró poco probable que pueda haber un paro en el fútbol argentino por el reclamo económico de los clubes de la B Nacional.

"No creo que eso ocurra, que se pare el fútbol. Que la situación de la B Nacional está complicada, está complicada, que es crítica, sí, admitió Segura.

"Si la AFA pudiese solventar los desajustes como lo ha hecho en todos estos años lo haría, pero la situación económica no lo permite. La AFA no tiene la culpa de todo, si a un club le llega un embargo debe hacerse cargo", manifestó el actual titular de la entidad.

Para Segura, la mala situación económica se dio principalmente por la federalización de la B Nacional. "Se hizo muy federal. Hay muchos viajes y hoy el costo para los clubes es mucho más alto por la cantidad de traslados que tienen que hacer. En esta categoría vamos a tener que encontrar una solución", declaró.

Consultado puntualmente por el caso de All Boys, cuyo dirigente Marcelo Reto expresó que "con la plata que nos dan no podemos ni abrir la cancha", Segura consideró: "No es que la AFA hizo descuentos porque uno se levantó enojado. Si un club tiene un embargo o le rechazan los cheques, eso no lo tiene que pagar la AFA".

"El dinero no le sobra a nadie. Si los clubes de Primera quisieran colaborar, bienvenido sea. Pero hagamos el diagnóstico de las realidades del problema pero con todo lo que hay que considerar", sostuvo Segura. Por último, el actual presidente de la AFA subrayó que si los clubes "tienen propuestas, que las traigan al comité ejecutivo, que es el que decide cómo se reparte la plata".

Los directivos de la B Nacional amenazan con parar. Desde la AFA ponen un manto de piedad. La reunión de mañana será clave.

Dejá tu comentario