Cuando la política empresarial llega a la comunidad

Edición Impresa

Lograr que las políticas de Responsabilidad Social Empresarial no sean sólo postulados teóricos y rimbombantes sino que se trasladen al día a día de los ciudadanos es una de las apuestas más grandes del sector corporativo. Desde capacitación hasta iniciativas sustentables o de salud, el vínculo de las empresas con las comunidades en que se desarrollan va más allá de puro asistencialismo para constituir hoy un modelo más global que propone prácticas concretas y un fuerte compromiso social y ético.

MEDIO AMBIENTE Y ESPACIOS PÚBLICOS

Nuestras iniciativas buscan fomentar el cuidado del ambiente y la construcción sostenible de espacios públicos que promuevan una cultura ciudadana. En este sentido, las líneas de trabajo se dividen en dos áreas. La de Ambiente, que incluye iniciativas que contribuyen a la educación ambiental de los vecinos, promoviendo el uso responsable de los recursos naturales y energías, mediante acciones que articulan el sector público, privado y social, explica María Belén Daghero, gerente de Desarrollo Sostenible de Holcim Argentina. Por otro lado, las de Espacio Público son iniciativas que buscan fortalecer la visión del espacio público como escenario de construcción y ejercicio de la ciudadanía y los valores democráticos. Participan los vecinos de esas comunidades, organizaciones sociales y del Estado, otras empresas, fundaciones pares, universidades públicas y privadas, los gobiernos locales y todos aquellos que deseen formar parte del proceso como actores involucrados.

Las Heras en Mendoza, Malagueño en Córdoba, Puesto Viejo en Jujuy y Campana en Buenos Aires son algunos de los lugares en donde se realizan estas intervenciones que forman parte del Programa Hábitat, cuyo objetivo es mejorar las condiciones de vida de las familias que viven allí.

DESARROLLO DE POBLACIONES

Los pobladores de Colonia Hocker, una localidad de 312 habitantes ubicada a 12 kilómetros de Villa Elisa, provincia de Entre Ríos, fue el objetivo del programa de Fortalecimiento de Comunidades Rurales que Banco Galicia realizó en alianza con la Asociación Civil Responde. Allí trabajaron con los pobladores para brindarles herramientas que contribuyeron al desarrollo económico sustentable de la población.

Un análisis realizado por Responde determinó que este pueblo presenta un alto potencial turístico y una elevada cantidad de jóvenes emprendedores relacionados con el turismo y los productos regionales.

En este contexto, se implementó el proyecto Pueblos autosustentables para poner en funcionamiento aspectos productivos característicos de la comunidad y empoderar a los emprendedores para que generen sus propios recursos. Se capacitaron 19 emprendedores y se realizó la primera edición de la feria de productos regionales. Además, se lanzó una página web y los vecinos fueron capacitados en el manejo y actualización de la página.

CAPACITACIÓN

La herramienta de la formación es poderosa cuando se trata de enseñar oficios que puedan ser redituables en el tiempo. A través del Programa Aula Fundación y Junto a la Fundación Manos Abiertas, Fundación Gas Natural Fenosa ofrece el ciclo Artesanías en Papel, que brinda capacitación para aprender a elaborar artesanías que luego puedan ser vendidas. El programa alcanzó los 1.500 beneficiarios desde su inicio. También, junto a la ONG Cera M.I.A. se lanzó un taller de cerámica, cuyos productos finales son vendidos en ferias. La Fundación brindó su apoyo para adquirir equipamiento y lograr una producción a escala, lo que permitió crecer en volumen de ventas. Desde la Fundación Gas Natural Fenosa estamos convencidos de que desde las empresas tenemos que promover el desarrollo social, apoyando emprendimientos genuinos de la sociedad civil que ayuden diariamente a paliar distintas necesidades, a educar y formar a distintos grupos sociales para lograr entre todos una mejor sociedad, afirma Bettina Llapur, directora de la Fundación Gas Natural Fenosa en Argentina.

Dejá tu comentario