Gesto

Edición Impresa

El flamante arzobispo de La Plata, Víctor Fernández, encabezó ayer una celebración por el Día de San Cayetano y bendijo a los empleados de Astilleros Río Santiago, que desde hace días se encuentran en estado de alerta y movilización por el presunto vaciamiento de la empresa por parte de sindicatos navales. La presencia del religioso generó suspicacias por el posicionamiento de la Iglesia en conflictos entre el Estado y los trabajadores.

Dejá tu comentario