Hospedarse en una caja

Edición Impresa

La creatividad no tiene límites cuando se trata de descubrir nuevos mercados, y bajo esta premisa avanzaron los creadores de las «sleepbox», cajas que se rentan para dormir dentro de estaciones de trenes o aeropuertos para descansar cuando se enfrentan extensas esperas. Parece broma, pero no lo es: son cubículos de dos por dos metros y 1,4 metro de profundidad, que la firma Arch Group ya lanzó en Rusia en estaciones ferroviarias y que están próximas a utilizarse en algunos aeropuertos asiáticos. El «hotel-caja» puede alquilarse a partir de 15 minutos y cuenta con sábanas limpias, Wi Fi y enchufes.

Dejá tu comentario