Resurge Nueva York

Edición Impresa

Los fabricantes presentaron más de una decena de vehículos en el Salón del Automóvil de Nueva York, en momentos en que los consumidores estadounidenses están regresando a los concesionarios del país. Los tres grandes fabricantes estadounidenses, General Motors (GM), Ford y el Grupo Chrysler, reservaron vehículos claves en su gama de productos para la muestra neoyorquina.

GM presentó la última versión de la berlina Chevrolet Malibu, el primer vehículo que el fabricante estadounidense ha diseñado con la mente puesta en su comercialización mundial y que llegará a casi 100 países. El Malibu 2013 tiene un nuevo motor de cuatro cilindros y 2.5 litros que ofrece un consumo de combustible más reducido que en la versión anterior.

Ford también guardó para Nueva York el debut de su principal berlina, la Ford Taurus 2013. La última versión de este clásico automóvil está dotada de un nuevo motor EcoBoost de 2 litros.

La marca del óvalo también anunció una versión deportiva del Taurus, denominada SHO, con un motor EcoBoost de 3.5 litros en V6 que desarrolla 365 CV.

Pero es el Grupo Chrysler el fabricante estadounidense que más novedades llevó a Nueva York. La principal fue el Dodge Avenger R/T 2012, otra berlina deportiva con un nuevo motor Pentastar de 3.6 litros en V6 que, acoplado a una transmisión automática de seis velocidades, proporciona 283 CV. Además, Chrysler exhibió en la Gran Manzana dos vehículos de la nueva familia 200 -el 200 S y el 200 S descapotable- y al Jeep Wrangler Mojave, que toma el nombre del desierto de Mojave en Nevada. A su vez, los fabricantes extranjeros, especialmente los japoneses, también aprovecharon el salón neoyorquino para lanzar nuevos productos a los fines de capturar parte del crecimiento de las ventas que se está registrando en los Estados Unidos.

Honda presentó toda su gama de vehículos de la familia Civic, desde el modelo berlina, pasando por el cupé y el deportivo Si Cupé, hasta las versiones alternativas: híbrido, de gas natural y HF.

Toyota, por su parte, develó el último prototipo de su línea de automóviles Scion (que está orientada a los conductores más jóvenes del mercado estadounidense), así como al híbrido de lujo Lexus CT 200h.

Por su parte, Suzuki llevó a Nueva York al híbrido Kizashi EcoCharge, y al prototipo Kizashi Apex. En tanto, Nissan anunció que aumentará un 50% su producción en el continente americano y el inminente lanzamiento en Estados Unidos del eléctrico Leaf. Además, presentó al deportivo eléctrico Leaf Nismo, pensado para las pistas de competición.

Otras novedades en Nueva York fueron el Subaru Impreza, el Mazda3 2012, el Hyundai Accent 2012 y el minibús Bulli, de Volkswagen.

Dejá tu comentario