Política

El 17 de octubre del Frente de Todos

El 17 de octubre no es una fecha más para el pueblo peronista y el de hoy será uno de los más importantes desde aquel el día en el que las masas de trabajadores exigieron la liberación de su líder, en 1945. El acto de cierre del Frente de Todos será en La Pampa y no es un dato menor. Se eligió esa provincia como lugar simbólico y estratégico que tendrá todos los colores de un peronismo unificado y encaminado a cerrar, de forma definitiva, las elecciones del 27 octubre sin un escenario de balotaje posible.

El mitin, planeado originalmente en el estadio en un club de la capital pampeana, ha ido incrementando expectativas y finalmente fue trasladado a la Laguna Don Tomás, a menos de 15 cuadras de la plaza céntrica de Santa Rosa, un espacio natural, al aire libre, donde se garantiza que nadie quede afuera y así poder mostrar el poder de convocatoria que tiene el justicialismo de La Pampa.

La elección de La Pampa como lugar de cierre no es en absoluto una decisión caprichosa. En primer lugar esa provincia, de la mano del gobernador Carlos Verna, fue la primera en sellar la unidad de un peronismo que incluyó a dirigentes del kirchnerismo y del Frente Renovador con dos triunfos contundentes: elecciones a gobernador en mayo último (donde recuperó el gobierno de la capital Santa Rosa) y las PASO nacionales de agosto. En ambas elecciones, el peronismo pampeano superó el techo de los 50 puntos y la de mayo fue la antesala de la debacle de Cambiemos en agosto.

En segundo término se afirma que, de parte de Alberto -Fernández- y de Cristina -de Kirchner-, hay una necesidad de reconocerle a Verna y al próximo gobernador electo, Sergio Ziliotto, haber sido uno de los más francos opositores al gobierno de Mauricio Macri. Entre la tibieza de algunos gobernadores, Verna se mantuvo firme frente al Gobierno nacional llegando a afirmar, el año pasado, que “hay algunos gobernadores peronistas que están más cerca de Macri que de Perón” y, recientemente, en una línea similar Ziliotto, reclamó a Schiaretti “que deje de lado las ambigüedades”.

Si eso no fuera suficiente, la expresidenta tiene otra razón para elegir La Pampa: todos los sondeos indican que, junto a Alberto, gozan de una inmensa popularidad, y La Cámpora ha jugado un papel preponderante en las últimas elecciones provinciales. La organización juvenil es parte de la lista de candidatos a diputados nacionales y en la elección provincial de mayo ha accedido a la Intendencia de Santa Rosa, con una aplastante victoria de Luciano di Nápoli, quien tuvo que remar desde atrás en las elecciones internas y se impuso con comodidad frente al radicalismo en las generales de mayo. Además, su principal dirigente, la exdiputada nacional María Luz Alonso, es electa diputada provincial en la lista del PJ.

Pero el cierre irá más allá de un escenario provincial. La llegada de los gobernadores y de otras figuras preponderantes de la política nacional, sumados a los principales candidatos del Frente de Todos, dará lugar a una buena cuota de “minicumbres”. Se descuenta la presencia de dirigentes de todo el país y otros de alcance nacional como Sergio Massa, Axel Kicillof, Wado de Pedro, Felipe Solá, Santiago Cafiero, entre otros, así como la cúpula sindical que nunca se pierde un 17 de Octubre.

De todas formas, nada será más importante que lo que ocurra sobre el escenario, donde hay al menos tres discursos confirmados. El del gobernador anfitrión, el de Cristina y el de Alberto. Discursos en un contexto único: una postal natural con el espejo de agua, una marea humana de convocatoria y, tal vez, la convocatoria dirigencial más amplia de los últimos años. Es entendible que, en pleno cierre de campaña, no haya un gran anuncio, aunque ambos discursos estarán completos de gestos para quienes conformaron la unidad.

Aunque el acto sea cosa seria y probablemente se convierta en un hecho histórico, aún queda un espacio para la ironía. Esta será la prueba tajante para aquellos que osaron viralizar en redes sociales que La Pampa no existe. La Pampa no sólo existe sino que, con este 17 de octubre, será el punto de partida de lo que le espera a Argentina y al peronismo en los próximos años.

*Abogado y asesor parlamentario del Senado de la Nación.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario