Política

El Gobierno consideró que cortar las calles es "un hecho político y extorsivo"

La ministra de Salud y Desarrollo Social, Carolina Stanley, dijo que "tenemos que terminar con los cortes, porque son un mecanismo político".

La ministra de Salud y Desarrollo Social, Carolina Stanley, deseó que el Gobierno y los movimientos sociales puedan entenderse "a través del diálogo" y "no vuelvan a la calle", ya que consideró que el corte de calle es "extorsivo" y se termina convirtiendo en "un hecho político".

"Siempre uno espera que a través del diálogo se puedan canalizar las cuestiones, las diferencias y buscar acuerdos y entendimientos. Hay una situación social que atender y la estamos atendiendo. Espero que a través del diálogo podamos entendernos y no vuelvan a la calle", sostuvo la funcionaria nacional, en momentos en que las organizaciones sociales tienen definido hacer un acampe de 72 horas si fracasan las negociaciones con el Gobierno.

En diálogo con CNN Radio, la integrante del Gabinete cuestionó la metodología de protesta utilizada en las últimas semanas por los movimientos sociales y subrayó: "Desaliento los cortes, porque no es el mecanismo. Como Argentina, tenemos que terminar con los cortes, porque son un mecanismo político. Más allá de la situación social de fondo, el corte se transforma en un hecho político".

"Cuando hay un canal de diálogo, el corte no sólo es extorsivo, sino que complica la vida de millones de argentinos. El corte no es el mecanismo, definitivamente", manifestó Stanley.

Y añadió: "En el momento en el que cortan las calles y demás, en algún punto, cortaron el diálogo. Yo siempre voy a seguir buscando el camino del diálogo".

En ese sentido, la ministra de Salud y Desarrollo Social remarcó que los funcionarios de su cartera "están en permanente comunicación" con las organizaciones sociales con más renombre y también con otras que "no se llegan a conocer, porque claramente se dedican al trabajo y no a los cortes".

Asimismo, la funcionaria nacional precisó que actualmente hay "alrededor de 400 mil planes, con la doble condicionalidad de terminar el secundario y la de formarse" en distintos oficios.

"Como Gobierno tenemos que trabajar para crear fuentes de trabajo y para reconvertir los planes sociales en fuentes de trabajo", finalizó.

El pasado jueves los movimientos sociales habían advertido que seguía "vigente" la definición de llevar a cabo un acampe de 72 horas frente a la sede del Ministerio de Salud y Desarrollo Social si no obtenían respuestas positivas a sus reclamos para que se aumente el salario que perciben los cooperativistas, así como también que se amplíen los programas sociales: en las últimas semanas, se habían realizado dos protestas de ese estilo, de 24 y 48 horas en la Avenida 9 de Julio.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario