Economía

El Merval cayó otro 2,8% (pierde 38,4% en el mes)

La Bolsa porteña siguió sin encontrar un piso y ayer profundizó su tendencia a la baja, hasta tocar mínimos en un año (medido en pesos), afectada por la persistente reticencia inversora por cuestiones locales y externas, situación que se reflejaba en un riesgo-país por encima de las 1.800 unidades.

Tras el reciente derrumbe de precios desatado luego de la derrota del oficialismo en elecciones primarias, el índice S&P Merval de Bolsas y Mercados Argentinos (BYMA) cedió un 2,8%, a 25.848 unidades, el menor nivel desde agosto de 2018.

Las mayores caídas fueron registradas por las acciones del BBVA Banco Francés (-5,4%), Transportadora de Gas del Sur (-4,7%) y Transportadora de Gas del Norte y Grupo Financiero Galicia (-4,7%). Sólo Aluar y Ternium terminaron en alza.

“Parte de los inversores mantuvieron una postura cautelosa ante la incertidumbre alrededor de las políticas de un potencial gobierno liderado por (el opositor) Alberto Fernández, a pesar de los recientes comentarios favorables al mercado”, dijo la banca de inversión Puente.

El S&P Merval acumula una pérdida del 38,4% en lo que va de agosto, frente a una depreciación del peso del 20,6% en el mismo período.

“El adverso clima externo combinado con la incertidumbre electoral doméstica (...) sigue afectando las cotizaciones de los activos domésticos a raíz de las liquidaciones de posiciones principalmente de fondos externos aún tras el fuerte castigo acumulado en las valuaciones”, indicó Gustavo Ber, economista de Estudio Ber.

En el contexto externo, el presidente estadounidense Donald Trump dijo que Pekín había contactado a Washington para decir que quería retornar a la mesa de negociaciones, añadiendo que las conversaciones entre las partes estaban siendo más significativas que nunca antes.

El riesgo-país, medido por la banca JP Morgan, subió a 1.815 pb, contra un nivel de 1.960 unidades anotado la semana posterior a las elecciones primarias.

Por su parte, los principales bonos en dólares operaron con mayoría de alzas. El Bonar 2024 cedió un 0,2%, mientras que el Bonar 2020 ascendió un 1,1% y el Discount bajo ley argentina ganó un 0,6%.

“Esperar una baja abrupta (del riesgo-país) es ingenuo, dado que faltan definiciones concretas”, dijo la correduría Portfolio Personal Inversiones (PPI) y añadió que “no habrá una caída fuerte hasta tanto no se despejen los temores de una reestructuración agresiva de la deuda”.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario