Edición Impresa

El peso cayó 1,1% en línea con los emergentes

Las tensiones comerciales entre EE.UU. y China generaron una mayor aversión al riesgo a nivel global. Ayudaron el agro y subastas del Tesoro.

El recrudecimiento de la guerra comercial entre EE.UU. y China impulsó con más fuerza al dólar, que volvió ayer a superar los $46 con holgura. El billete verde trepó 50 centavos $46,36, sin la intervención el BCRA, que volvió a convalidar una baja leve de la tasa de referencia, en una rueda marcada por la licitación de Letras del Tesoro en dólares (Letes) y Letras capitalizables en pesos (Lecap). En línea, el mayorista aumentó 68 centavos a $45,33, en sintonía con los mercados globales, principalmente los emergentes, ante una creciente aversión al riesgo luego de que Washington elevara la presión sobre Pekín para alcanzar un deseado acuerdo comercial.

En una rueda con moderado volumen de negocios (apenas u$s669,1 millones, un 10% menos que el lunes), la moneda norteamericana se acopló con más intensidad al nerviosismo internacional y ajustó su cotización con una magnitud más importante que la tibia suba del lunes. De todas formas, estuvo contenida parcialmente por un flujo de ingresos del agro, más los u$s60 millones que licita diariamente el BCRA a cuenta del Tesoro. Lo cierto es que “la probabilidad de una escalada en la guerra comercial entre Estados Unidos y China ha aumentado sustancialmente, lo que supondría un obstáculo para sus respectivas economías, especialmente para China”, dijo el economista de Oxford Economics Louis Kuijs. En ese contexto, el yuan chino se mantuvo cerca de mínimos de dos meses y medio en los mercados internacionales.

El Banco Central convalidó la tercera leve baja consecutiva en las tasas de las Leliq, que se ubicaron en promedio en el 73,242%, para un total adjudicado de $215.203 millones. El tipo de interés de las Letras del BCRA cedió apenas 29 puntos básicos, tras un par de licitaciones que tuvo un efecto contractivo de $8.104 millones. En el mercado informal, el “blue” cayó 50 centavos a $46. En el mercado de futuros ROFEX se operaron u$s 812 millones. Los plazos más cortos concentraron más del 65% del total operado, y los precios finales para estos meses, mayo y junio, terminaron operándose a $47,19 y $49,10 (62,40% y 56,22%). Aunque sobre el final el BCRA mostró posturas vendedoras, éstas no incidieron en el precio final. Todos los plazos subieron en promedio más del 1,2%, acompañando la suba del spot.

Por su parte, el S&P Merval cayó 0,75%, también presionado por contexto global, a 32.741 puntos, luego de acumular un avance del 14,2% en las últimas cuatro ruedas. Las principales bajas fueron anotadas por Grupo Supervielle (-6%), Cablevisión (3,2%) y Banco Macro (-3,1%). Mientras que las alzas más importantes fueron registradas por Telecom (+3,5%), YPF (+1,5%) y Central Puerto (+0,9%). Fue en línea con Wall Street, que también se vio afectado por las tensiones comerciales (ver pág. 4). A las presiones externas se suman los problemas internos, en momentos que el gobierno del presidente Mauricio Macri anunció que llamará a la exmandataria Cristina de Kirchner para negociar “consensos básicos” para calmar a los alterados mercados locales. En el segmento de renta fija, los bonos en dólares operaron en alza, con el mercado atento al corte de cupón en el Bonar 2024. “Ante la incertidumbre sobre las negociaciones comerciales entre los principales bloques económicos, y la escalada de la volatilidad del lado de factores geopolíticos (globales), continúa luciendo adecuado mantener un sesgo de preservación del capital a través de la renta fija de emisores de excelente perfil crediticio”, dijeron especialistas de Puente. El Bonar 2024 ascendió un 3%, el Bonar 2020 un 2,1% y el Discount bajo ley argentina un 2,1%. El riesgo país avanzó ligeramente (+0,11%) a 917 puntos básicos.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario