Economía

El rojo comercial con Brasil se redujo a la mitad en 2018

La balanza comercial con Brasil cerró diciembre con un superávit de u$s260 millones, el primero desde 2014, y de esta forma, el año cerró con una reducción del rojo bilateral del orden del 52%, pasando de cerca de - u$s8.200 millones en 2017 a - u$s3.900 millones en 2018. El salto cambiario, la recesión económica y las altas tasas de interés hicieron el combo que permitió llegar a esa disminución del déficit.

El resultado de diciembre, según sendos informes elaborados por la consultora Ecolatina y la Cámara Argentina de Comercio, fue producto de un fuerte avance exportador del 29,3% interanual y un desplome de las importaciones del 55,2%.

El saldo final del año pasado, según el informe de Ecolatina, fue explicado por un aumento de las exportaciones de 17% y un retroceso de las importaciones del 15% respecto a 2017. En diciembre, el volumen del comercio bilateral entre Argentina y Brasil totalizó u$s1.673 millones, una cifra que resultó 28% inferior al valor registrado en igual mes del año anterior, como consecuencia del importante retroceso de las importaciones argentinas desde Brasil (55,2%), pese al avance en las exportaciones locales hacia aquel destino (29,3%), que sumaron u$s706 millones y u$s967 millones, respectivamente.

El aumento de las exportaciones de Argentina hacia Brasil (29,3%) correspondió a vehículos de carga, naftas y trigo en grano, mientras que la baja en las importaciones argentinas (55,2%) se explicó principalmente en los rubros automóviles de pasajeros, vehículos de carga y tractores.

En lo que respecta al acumulado del año, en 2018 el intercambio entre ambas economías retrocedió 3,9% alcanzando u$s26.002 millones, mientras que el déficit comercial de Argentina se redujo 52,3% hasta los u$s3.900 millones. “De cara a este año, la dinámica será más similar a la de la segunda mitad de 2018 que al primer semestre: producto de un Brasil en crecimiento (según el consenso de mercado, el PBI de ese país crecería más de 3% este año), un real que se mantendría estable en términos nominales (conforme al mismo relevamiento, cerraría 2019 en torno a 3,9 reales por dólar) y una economía argentina que permanecerá anémica con un dólar no apreciado, las mejoras se sostendrían. En este marco, proyectamos que este año cerraría con un déficit en el intercambio bilateral cercano al equilibrio, siendo de esta forma el más bajo desde 2014”, concluyó el informe de Ecolatina.

“En esta nueva era que comienza en Brasil, con Jair Bolsonaro en el poder, las perspectivas de cara al futuro asoman favorables para la principal economía sudamericana. Mientras 2018 cerraría con un crecimiento del PBI que rondaría en el 1,3%,según datos relevados por el Banco Central de Brasil, para 2019 se espera una consolidación de la recuperación económica que permitiría una expansión del 2,5% de la actividad, tasa que se proyecta estable para los próximos dos años”, sostuvo por su parte la Cámara de Comercio Argentina.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario