Deportes

En una final inolvidable, Nadal venció a Medvedev en cinco sets y ganó su cuarto US Open

El español, diez años mayor que su rival, soportó las casi cinco horas de juego y alzó su cuarto título en el torneo neoyorquino. Además suma 19 Grand Slam, y quedó a uno del máximo ganador, Roger Federer.

El tenista español Rafael Nadal conquistó el cuarto US Open de su palmarés, después de una maratoniana victoria por 7-5, 6-3, 5-7, 4-6 y 6-4 sobre el ruso Daniil Medvedev, y quedó así a un solo título de Grand Slam del suizo Roger Federer en el listado histórico de vencedores de esos máximos certámenes.

Flushing Meadows vibró nuevamente con Nadal, que aguantó la embestida de su adversario en el set inaugural y luego se vio sorprendido por su resistencia.

Así, el de Manacor consiguió su Grand Slam número 19 y se situó a uno solo de los 20 que acumula el helvético en su estatus de jugador más laureado en dicha estadística.

Además, el balear se convirtió en el primero en ganar cinco "grandes torneos" una vez atravesada la barrera de los 30 años.

Y en lo referente a Nueva York, a esta corona hay que sumarle las ganadas en 2010, 2013 y 2017. Y para mayor referencia, repitió la historia del reciente Masters 1000 de Montreal, donde había batido a Medvedev para salir campeón.

Una carrera tras otra, un drive tras otro, un revés tras otro, ninguno concedió un resquicio a su rival hasta llegar al quinto juego. Y entonces el español brindó una de las suyas, como en sus respectivos compromisos de cuartos de final y "semis", quebrando en su segunda oportunidad, y lo cerró remachando de revés, a media pista y cruzado. La cuarta corona neoyorquina ya estaba, a esas alturas, encargada para el de Manacor.

Con el marcador en 4-2 y 30-30, al resto, efectuó un globo formidable y amargó a un Medvedev que hincó la rodilla. En bandeja se veía el triunfo para un Nadal que capturó otro trofeo del US Open para sus vitrinas.

Después de 4 horas y 51 minutos de una final para enmarcar, Nadal, a sus 33 años, está cada vez más cerca de ser leyenda. Y si le costó alzar su cuarta copa en "La Gran Manzana" fue porque el moscovita rompió el saque en varias ocasiones. Pero al final, "Rafa" impuso condiciones e hizo valer sus pergaminos.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario