Economía

Exigen que CCL sea dólar válido para compensar futuros

Un grupo de fondos de inversión reclamó a la asociación que nuclea a los traders de mercados emergentes que disponga que el dólar válido para las operaciones financieras efectuadas con la Argentina sea el contado con liquidación (CCL), en vez del dólar oficial del mercado mayorista.

La solicitud la efectuaron cinco fondos, entre los cuales está Pacific Investment Management Co. (PIMCO) y apunta a definir qué tipo de cambio se utilizará para las compensaciones de los contratos de dólar futuro, conocidos como NDF (Non Deliverable Forwards) que se negocian en Nueva York y a través de los cuales el fondo californiano había cubierto el riesgo de devaluación del peso, en vísperas del cobro de casi 10.000 millones de pesos por el cupón de renta del BoPoMo (TJ20), que se hizo efectivo el lunes.

La presentación se hizo ante la Emerging Markets Traders Association (EMTA), conformada por bancos y agentes de mercado, que es la encargada de fijar las reglas por las que se rigen los negocios financieros en países emergentes. La organización dio cuenta del reclamo que hicieron el lunes los fondos PIMCO, el británico King Street Capital Management, Goldman Sachs, Amia Capital y la cerealera Cargill.

El pedido está respaldado por la documentación de las diferencias observadas durante los últimos tres días de operaciones de la semana pasada, entre la cotización del dólar transferencia del mercado mayorista y el que surge del arbitraje de acciones y títulos públicos que cotizan tanto en la plaza de Buenos Aires como en el exterior.

La paridad del “Blue Chip Swap” (BCS), o el “Transactional ARS”, como denominan al CCL, estuvo en torno de 69 pesos por dólar entre el miércoles y el viernes, mientras que el oficial en el MAE (ARS05) cotizaba en $56,50 en el mismo periodo. La brecha entre ambos mercados fue de 22,5% promedio.

La presentación de PIMCO, en carácter de miembro activo de la asociación, también destaca que hasta la introducción de los controles de cambio, el spread entre el tipo de cambio del mercado spot y el que se utiliza ahora para las transacciones financieras internacionales, no superaba el 10%.

El fundamento es que, a partir de la introducción del control de cambios, el dólar oficial quedó limitado a las transacciones comerciales, es decir fundamentalmente la liquidación de exportaciones y el pago de importaciones. Las operaciones financieras quedaron restringidas, sobre todo para los inversores no residentes que quieren repatriar capitales, y la única forma disponible para canalizarlas es a través del CCL.

“El dólar que cotiza en el MAE, el mercado de contado onshore, no representa la actual tasa de cambio para realizar una transacción financiera. El tipo de cambio al que un inversor puede realmente efectuar operaciones de cambio con pesos y dólares es el BCS o CCL”, subraya la presentación realizada por el fondo californiano.

El timing es importante, porque según los expertos del mercado financiero, al haber ingresado el lunes en la EMTA, y esta la haya reconocido, aunque no haya una definición antes del lunes, queda suspendida la ejecución de los contratos por espacio de 30 días, hasta que se expida la EMTA y se realicen las pericias por parte de los expertos designados.

Es decir, ya quedan afectadas las liquidaciones de contratos de futuros pactados para fin de septiembre. Para PIMCO, por ejemplo, la decisión de la Asociación no resulta. En caso de tener eco, significaría una diferencia de aproximadamente 2.200 millones de pesos en los contratos que deben compensarse con el tipo de cambio del próximo lunes. Pero también será crucial para los otros fondos, la cerealera y el banco de inversión, así como para todos aquellos que hubieran tomado cobertura con los NDF en Nueva York.

alejandrocolle@gmail.com

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario