Negocios

General Motors retomó la producción en Santa Fe pero con suspensiones rotativas

La multinacional acordó con delegados gremiales reactivar la planta de Alvear pero resolvieron mantener las suspensiones de sus 355 empleados para evitar despidos. La caída en las ventas obligó a reducir la producción drásticamente y desde Smata Rosario señalaron que "el panorama es muy difícil".

La multinacional estadounidense General Motors retomó este martes la producción en su planta de la localidad santafesina de Alvear, tras dos semanas sin actividad producto de la fuerte caída de las ventas a raíz del contexto económico nacional. Pese a la reactivación productiva mantendrán la suspensión de 355 empleados aunque será de forma rotativa para evitar despidos.

La decisión sobre los puestos de trabajo fue tomada luego de una reunión de la empresa y delegados gremiales de Smata Rosario. Allí acordaron la reactivación de la planta, aunque resolvieron mantener vigente las suspensiones.

Marcelo Barrios, titular del gremio a nivel regional, señaló que el acuerdo “es para que no haya despidos” y agregó que "la producción bajó a 18 autos por hora, la caída de ventas alcanza el 50%, tienen más de 20.000 autos en la playa” por lo que “el panorama es muy difícil".

Las suspensiones serán rotativas y los trabajadores suspendidos cobrarán el 70 % de su salario hasta febrero 2020, fecha en que prevé en que se normalice la situación.

A su vez, está previsto que la firma internacional detenga su producción durante diciembre, por lo que los empleados deberán tomar vacaciones en ese lapso.

Estas medidas se dan en el marco de una crisis en todo el sector automotriz del país, ya que durante los últimos meses cayeron las ventas en un 50 %.

No obstante, Barrios precisó que no está en riesgo "el plan de inversión que la compañía viene ejecutando, y que tiene como objetivo la producción de un vehículo de alto valor agregado durante 2021".

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario