Deportes

Godoy Cruz le puso fin a su racha de derrotas

En Mendoza, venció 3-2 a San Martín de Tucumán con dos goles de Santiago García, ambos de penal, y otro de Miguel Merentiel. Claudio Bieler y Rodrigo Gómez habían anotado los empates transitorios.

Tras una reanudación de certamen que no lo mostró en su mejor forma, Godoy Cruz logró revertir parcialmente su imagen al imponerse a San Martín de Tucumán por 3 a 2 en un muy entretenido encuentro disputado en el estadio "Malvinas Argentinas", en el marco de la decimoctava jornada de la Superliga.

Santiago García, a los 14 y 46 minutos del primer tiempo a través de sendos penales, anotó para el "Tomba", en tanto que Claudio Bieler, a los 30 del mismo período, había nivelado las acciones para la visita.

Ya en el complemento, Rodrigo Gómez volvió a igualar el cotejo, a los 29 minutos, pero el uruguayo Miguel Merentiel le dio cifras definitivas al score a favor del cuadro local, a los 30.

El "Ciruja" terminó el cotejo con un hombre menos por la expulsión de Lucas Acevedo, a los 45 minutos de la etapa inicial.

Las pálidas actualidades que venían cumpliendo en el torneo ambas formaciones y el calor sofocante con el que se inició el cotejo, no permitían inferir un trámite atractivo.

A contramano de dicha presunción "Bodegueros" y "Cirujas" pergeñaron un primer tiempo lleno de condimentos y polémicas.

Antes de consumirse el cuarto de hora, una diagonal de Juan Lucero que tenía destino de gol fue interrumpida por el arquero Jorge Carranza con infracción dentro del área. La perfecta ejecución del hoy estilizado García no estaba haciendo más que premiar al equipo que intentó convertirse en protagonista en desmedro de un conjunto tucumano un tanto especulativo que recién se despojó de las ataduras una vez en desventaja.

Producto de ese forzado cambio de actitud, el implacable Bieler se aprovechó de un quedo defensivo del dueño de casa para nivelar las acciones aunque sin escarmentar el elenco visitante volvió a replegarse tras la igualdad.

En una maniobra confusa, una entrada del peligroso delantero García provocó otro penal convertido por él mismo aunque en éste caso dio la sensación que el uruguayo se dejó caer cuando Acevedo ya lo había soltado, lo que además provocó la expulsión del defensor por último hombre a instancia del juez asistente ya que el dubitativo árbitro Julio Barraza no lo había echado en un primer momento.

Embed

Tras ese minuto fatal y al iniciarse el complemento el entrenador Walter Coyette resignó un punta y reacomodó su zaga.

Un local que arriesgó algo menos se vio sorprendido por una estupenda ejecución de un tiro libre desde la izquierda por parte del "Droopy" Gómez que niveló nuevamente las acciones aunque las marcadas flaquezas defensivas tucumanas volvieron a aflorar un minuto después con el gol del ingresado Merentiel, que libre de marcas y a pura potencia sometió a Carranza.

Los últimos minutos mostraron la vergüenza deportiva del visitante, que en inferioridad numérica no se resignó a su suerte exponiéndose a las deletéreas réplicas del elenco cuyano, siempre mal finalizas por sus enviciados intérpretes.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario