Ambito Nacional

Inflación: nuevo goteo de bonos para los estatales

La intendenta matancera y candidata a vicegobernadora de Axel Kicillof redobló la apuesta con $16 mil, mientras que el platense duplicó el monto de Vidal; Insfrán, $7.500 en tres tramos.

En un escenario en rigor dispar a nivel país, un gobernador y dos intendentes de peso confirmaron el pago de un bono a trabajadores públicos para moderar la caída del poder adquisitivo por la inflación, mientras que desde otros distritos insistieron en la imposibilidad de otorgar un plus por la estrechez de fondos.

En el rubro de los Ejecutivos que blandieron anuncios en las últimas horas se anotaron el mandatario formoseño Gildo Insfrán y, en el plano municipal, el platense Julio Garro (Juntos por el Cambio) y la peronista Verónica Magario (La Matanza).

Insfrán confirmó que abonará un bono de $7.500 en tres tramos -entre septiembre y noviembre- a trabajadores públicos y jubilados.

“Es un esfuerzo más que hace este Gobierno”, remarcó, mientras que el ministro de Economía provincial, Jorge Ibáñez, destacó que la medida -que involucra una inversión de $420 millones- “va a reactivar el consumo y la actividad comercial”.

En sintonía, en tanto, desde La Matanza, también Magario -compañera de fórmula de Axel Kicillof (Frente de Todos) hacia la puja con María Eugenia Vidal del 27 de octubre- lanzó el pago de un bono, aunque en esta caso redobló la apuesta con un monto de $16 mil para los empleados municipales.

“Argentina está viviendo una grave crisis que golpea muy duro a nuestros trabajadores, por lo que este bono representa un ayuda fundamental para las familias de nuestros empleados”, destacó Magario.

En paralelo, y en medio de la cuenta regresiva hacia esos comicios, Garro -quien aspira a reelegir- acordó con los trabajadores locales el pago de un plus de $6.000 en dos cuotas (septiembre y noviembre), además de una suba salarial del 17% y la apertura de la pulseada en octubre.

Garro se desmarcó así de Vidal, quien viene de lanzar (sin consenso) un bono de $3 mil para estatales en dos tramos (septiembre-octubre), lejos de los $5 mil que fijó Mauricio Macri para trabajadores nacionales y que dejó afuera a los maestros.

En medio de los últimos anuncios, otros gobernadores e intendentes mantienen en cambio su postura de no otorgar bonus para no tensar aún más las cuentas locales.

Por caso, en esa línea se expresó en las últimas horas, desde Jujuy, el ministro de Hacienda del radical Gerardo Morales, Carlos Sadir. “Por ahora no estamos en condiciones de otorgar un bono, pero estamos buscando financiamiento de parte del Gobierno nacional, alguna ayuda extraordinaria para hacerle frente”, enfatizó.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario