Junto a Scioli en medio del conflicto

Judiciales

Tras las quejas de Mauricio Macri acerca de la desatención, que dice mantiene el gobierno nacional con el distrito porteño, ayer, el jefe porteño selló un acuerdo con el gobernador bonaerense Daniel Scioli, quien acompañó la firma de un convenio, a manera de aplacar los reproches del mandatario capitalino.

Se trata de planes de infraestructura y actividades culturales que deben compartir la Ciudad y la provincia de Buenos Aires, distritos que mantienen pendiente temas clave como la disposición final de residuos urbanos que la Ciudad envía a la provincia, cuando se agotan los centros de recepción.

  • Quejas

    El acto fue el primero que compartieron los mandatarios desde que asumieron sus cargos y vienen disparándose quejas por distintos temas. Scioli quiere cobrarle más a la Capital Federal por enterrarle la basura, mientras que Macri recrimina por los pacientes del conurbano que se atienden en los hospitales de la Ciudad o los niños bonaerenses que asisten a las aulas en su distrito.

    Por eso el Gobierno porteño consideró de gran trascendenciael acuerdo suscripto ayer, más precisamente en el municipio de Lanús, de donde es el ministro de Hacienda de Macri, Néstor Grindetti, perdedor en las últimas elecciones allí, en su barrio.

    Macri le viene reprochando al gobierno de Cristina de Kirchner que el conflicto con el campo perjudica su gestión, ya que espera que el gobierno nacional no solamente comience a desarrollar el soterramiento del ferrocarril Sarmiento y la Autopista ribereña -dos proyectos urbanísticos que cambiarán el paisaje porteño- sino que además espera ayuda para la construcción de subterráneos.

    Pero por ahora, el mandatario de la Capital Federal se conforma con que Scioli, al menos participe de algunos proyectos, como el que se firmó con el intendente de Lanús, Darío Díaz Pérez, en las dependencias que tiene la Corporación del Sur en el Puente Alsina, que une Pompeya con el barrio de Valentín Alsina.

    Macri explicó que el convenio firmado es «el primero» que su gestión firma con la provincia de Buenos Aires y se comenzará por poner en valor el histórico puente y luego construir «una sucursal del Centro Cultural San Martín».

    Scioli se comprometió a «complementar desde la provincia las obras para facilitar el tránsito con otro camino que es emblemático; el camino de la Ribera, que une Lanús con Avellaneda».

    «Estamos acá ocupándonos de una agenda concreta, de los problemas reales que tiene la gente, que es para lo cual fuimos votados», alardeó Macri.

    Grindetti, destacó que « estos acuerdos son un ejemplo de que dos municipios de distintos signos políticos pueden trabajar mancomunadamente para devolver en obras de infraestructura, en gestión cultural y en mejoras económicas y sociales, lo que los vecinos aportan con sus impuestos y su trabajo».

  • Enfrentados

    Ese acuerdo es el primero de una serie de proyectos que se firmarán entre la Ciudad y la provincia de Buenos Aires, con dos mandatarios enfrentados en otras cuestiones, en estos momentos por la posición contraria de Macri a la política de Cristina de Kirchner con el sector agropecuario.

    Macri sostuvo que «la agenda de la coordinación metropolitana, que incluye a varios municipios que son vecinos de la Ciudad de Buenos Aires, es muy grande», y que «hace muchos años que no se coordinan las cosas».
  • Dejá tu comentario