Oyarbide formalizó pedido de extradición de "Isabelita"

Judiciales

El juez federal Norberto Oyarbide firmó hoy el exhorto por el que solicita a la justicia española la extradición de la ex presidente María Estela Martínez de Perón, para interrogarla por su presunta responsabilidad en los crímenes cometidos por la Alianza Anticomunista Argentina (Triple A).

Fuentes tribunalicias confirmaron que el requerimiento es un correlato del pedido de arresto con fines de extradición realizado con anterioridad y la prisión preventiva dictada el 26 de enero último como requisito previo para habilitar el juicio para el traslado.

"Ahora todo depende de las autoridades diplomáticas" agregaron las fuentes consultadas, ya que la documentación "luego de completar algunos trámites de rutina, como la certificación de firmas, será remitida al Ministerio de Relaciones Exteriores para su diligenciamiento".

Al dictar la prisión preventiva de Isabel Martínez que sirve de fundamento al pedido de extradición, Oyarbide analizó que la ex presidente pudo haber colaborado con el accionar de la Triple A, fundada por el fallecido ex ministro de Bienestar Social José López Rega.

"Por existir sospecha de que la nombrada habría prestado una colaboración esencial a los hechos bajo investigación en este sumario, es que habrá de solicitarse su extradición al Reino de España", expuso el magistrado anticipando los pasos que daría en la causa con relación a Isabel.

Para el juez, entre 1973 y 1975 la ex presidente "habría otorgado una cooperación sin la cual los hechos no habrían podido cometerse de la forma en que se hicieron", es decir en la "órbita" de la cartera a cuyo frente estaba López Rega.

En esa resolución el magistrado explicó que la decisión de convertir el procesamiento de Isabel en prisión preventiva respondió a la "exclusiva finalidad de lograr su extradición", debido a requisitos establecidos en el tratado que rige entre la Argentina y el Reino de España.

Oyarbide no imputó a Isabel por los homicidios cometidos por la organización clandestina ni haber pertenecido a la misma, pero destacó que existen sospechas referidas a que ella conoció lo que ocurría y "permitió que la agrupación criminal" siguiera adelante "al amparo de la estructura gubernamental".

"La imputada permitió que la agrupación criminal -o quizá con más propiedad su líder (López Rega)- continuara actuando desde donde lo hacía al amparo de la estructura gubernametal y con elementos que el propio Estado le daba para su custodia", señala el auto de prisión preventiva.

"Pese a su posición (Isabel) no articuló los recursos con los que contaba por su condición para evitar que la agrupación continúe con su accionar delictivo o que- por lo menos- no lo haga desde las estructuras del Estado ni con los medios que el Estado proveía para la seguridad", consideró el magistrado.

Para llegar a esas conclusiones, el juez evaluó los dichos de testigos sobre "reuniones de Gabinete" donde "se proyectaban las fotografías de aquellos que habrían de ser eliminados", como habría sido el caso del asesinado ex jefe de la Policía Bonaerense, Julio Troxler.

Oyarbide recordó, además, que en 1975, la entonces presidente designó a López Rega Embajador ante los Estados Europeos, cargo que le permitió al ex funcionario salir del país rumbo a España, junto a sus principales colaboradores en la organización.

Dejá tu comentario