Piden que se anule condena a Sebastián Cabello

Judiciales

La defensa de Sebastián Cabello, el joven que mató a una mujer y su hijita cuando corría una "picada" por el barrio de Núñez en agosto de 1999, pidió hoy ante la Cámara Nacional de Casación Penal que se anule el fallo por el que su cliente fue condenado a 12 años de prisión, informaron fuentes judiciales.

En tanto, los abogados querellantes que representan a la familia de las víctimas se presentaron ante la Sala III del máximo tribunal penal del país para pedir por su parte que quede confirmada la sentencia dictada a Cabello en noviembre de 2003 por el Tribunal Oral Criminal número 30.

En un escrito en el que fundamentaron el recurso contra el fallo del TOC 30, los defensores de Cabello, Alejandro Novak y Eugenio Blanco sostuvieron que tanto la resolución por la que se elevó el caso a juicio oral como la sentencia tienen "vicios" procesales cuya consecuencia legal debe ser la anulación de la condena.

Para los letrados, el tribunal les impidió producir pruebas que hubieran favorecido al procesado, al tiempo que consideraron que los términos de la resolución responden a subjetividades de los jueces del tribunal 30, René Penelas, Silvia Mora y Oscar Garzón Funes.

Para los jueces que dictaron sentencia, Cabello corría una "picada", tras el accidente manifestó una conducta desaprensiva -"no prestó auxilio"- para con las víctimas y tampoco mostró un arrepentimiento "sincero" por el daño causado.

Novak y Blanco pretenden que los camaristas de Casación Eduardo Riggi, Guillermo Tragant y Angela Ledesma dejen sin efecto la sentencia del tribunal oral y dicten otra.

Por su parte, los querellantes en la causa, el padre y esposo de las víctimas, Sergio Rosales, y la madre y abuela de las fallecidas, Sara González Carman, reclamaron a la Sala III de la Cámara que rechace el recurso de casación promovido por la defensa.
El abogado Marcelo Parrilli, representante de la querella, consideró que las cuestiones planteadas por la defensa de Cabello "fueron debidamente debatidas y analizadas durante el juicio oral" que concluyó con la condena y consideró que las quejas de la defensa "constituyen una mera discrepancia" con el criterio del TOC 30.

El hecho por el que Cabello fue condenado ocurrió el 30 de agosto de 1999, en la avenida Cantilo, en el barrio de Nuñez, de esta capital, cuando el Renault 6 en el que se trasladaban Celia González Carman y su hija Vanina Rosales, de 3 años, fue chocado por la cupé Honda Civic con la que Cabello corría una "picada", según la pesquisa.

Dejá tu comentario