Vázquez enfrenta nuevas denuncias

Judiciales

El ministro de la Corte Adolfo Vázquez irá esta semana al Congreso para defenderse de nuevas acusaciones de presunto mal desempeño en el cargo. A pesar de que ya existe un dictamen para ser tratado en el recinto de Diputados, la Comisión de Juicio Político sigue colectando reproches contra este juez de la denominada mayoría automática y montará el jueves, a las 11.30, un show para que Vázquez se defienda, aunque el final está cantado, por orden de Néstor Kirchner, tarde o temprano será destituido por el Senado.

Entre los cargos ya aprobados en la comisión que encabeza el peronista tucumano Ricardo Falú figuran las mismas irregularidades en el caso Meller que sirvieron para votar el desplazamiento a Eduardo Moliné O'Connor en diciembre del año pasado. Con eso, debería bastar en el proceso contra Vázquez que se discutirá en el plenario de la Cámara baja el mes que viene. Sin embargo, que la capitis diminutio de Moliné todavía esté pendiente de estudio en la Corte de conjueces obliga a buscar, por las dudas, más carpetas contra este magistrado.

Entre esos expedientes en marcha, figura uno que le achaca presuntas interferencias en una causa y presunta presión a una jueza de primera instancia. El jueves, Vázquez concurrirá a Juicio Político para contestar los cinco cargos a estrenar que pesan en su contra por haber citado -según los diputadosa la jueza en lo criminal Alicia Iermani. Dicha convocatoria habría servido para reclamarle que acelere la investigación que involucraba al ex juez Pablo Bruera.

Vázquez deberá responder ante la comisión por haberse «interesado en un proceso en trámite» en el juzgado de instrucción número 43, donde se imputaba al ex juez Bruera y a un comisario por el supuesto delito de torturas y apremios ilegales.

Otro cargo contra el ministro de la Corte es por
«haber citado a su despacho a una jueza nacional de instrucción en lo criminal a cargo interinamente de esa causa penal, para preguntarle por el estado del proceso». La tercera imputación del escrito que enviaron a Vázquez se refiere a que «en oportunidad de concretarse la entrevista, le requirió el diligenciamiento de pruebas solicitadas por la defensa de Bruera».

Los dos últimos cargos son por
«haber ejercido una indebida presión sobre la jueza, intentando influir sobre su decisión para favorecer la situación procesal del ex juez Bruera» y por haber «afectado con tal conducta la independencia del Poder Judicial».

Dejá tu comentario