Política

Kicillof junta a Massa con los intendentes PJ y relanza la campaña

Cumbre del peronismo bonaerense el miércoles en Avellaneda. El mismo día Vidal anuncia paquete de medidas en La Plata con alcaldes de Cambiemos.

Axel Kicillof reunirá el miércoles en Avellaneda a los intendentes y a los candidatos del peronismo en los 135 municipios de la provincia de Buenos Aires. Será la primera vez que el candidato a gobernador del Frente de Todos, que superó el 52% de los votos en las Primarias, estará al frente de una cumbre donde exhibirá el nuevo poder territorial en el principal distrito electoral del país. Ese mismo día, en La Plata, María Eugenia Vidal hará un control de daños con los alcaldes de Cambiemos y los sin tierra, con quienes repasará el paquete de medidas económicas y sociales que tiene previsto anunciar en esa misma jornada.

Junto a Kicillof estarán Verónica Magario -su compañera de fórmula e intendenta de La Matanza- y la liga de intendentes del peronismo que encabeza el organizador del encuentro y titular del PJ bonaerense, Fernando Gray (Esteban Echeverría) y pares como Leonardo Nardini (Malvinas Argentinas), Gustavo Menéndez (Merlo), Alberto Descalzo (Ituzaingó), Gabriel Katopodis (San Martín), Ariel Sujarchuk (Escobar), Julio Zamora (Escobar) y Mario Ishii (José C. Paz), entre otros.

Los alcaldes bonaerenses funcionan además como un enlace entre Alberto Fernández en Nación y Kicillof en la provincia de Buenos Aires. El jueves pasado, después de atender a Mauricio Macri por teléfono, el candidato a Presidente se reunió con Katopodis, Mariano Cascallares (Almirante Brown), Juan Pablo de Jesús (Partido de la Costa) y Juan Zabaleta (Hurlingham) en sus oficinas en San Telmo. Alberto ejerce el estilo “Nestorista” para vincularse con los intendentes: los atiende en persona y se involucra en la gestión local de cada municipio.

“Estamos en condiciones de recuperar 29 distritos que Cambiemos gobierna hasta el 10 de diciembre”, fue la arenga de Gray para convocar, vía WhatsApp a los intendentes del PJ para pasado mañana en el estadio Delfo Cabrera, de Avellaneda, con Jorge Ferraresi como anfitrión. El esquema de unidad del peronismo bonaerense permitirá exhibir la convivencia de Sergio Massa, primer candidato a diputado nacional por la provincia de Buenos Aires, con sectores de La Cámpora que representa José Pérez, de José C. Paz, primer candidato a diputado provincial por la primera sección en tándem con Malena Galmarini. Esa estrategia dejó al peronismo al borde de recuperar distritos como Pilar, donde Nicolás Ducoté se prepara para entregarle la intendencia a Federico Achával.

El el campamento de enfrente, Vidal hará un recuento de daños junto a sus alcaldes. Desde Néstor Grindetti (Lanús) hasta Martiniano Molina (Quilmes), todos quedaron comprometidos en sus distritos de cara a las generales de octubre. Más allá de lo irreversible del resultado, el oficialismo necesita levantar el ánimo de su tropa para lograr meter la mayor cantidad de legisladores provinciales e intentar retener algún municipio. En esa línea, en la mesa de Vidal y Federico Salvai se debatió el fin de semana, tras el paso de Hernán Lacunza a Nación en reemplazo de Nicolás Dujovne, qué plazo correspondía para el paquete de medidas económicas que anunciarán el miércoles. Tres meses, como hizo la Casa Rosada, o un año para transmitir la idea de supervivencia política más allá de octubre. “Macri se equivoca al anunciar la medidas por tres meses. Está admitiendo que se va en diciembre y que ya no va a dar vuelta la elección”, confió ayer un funcionario de Vidal ante la consulta de Ámbito Financiero. El paquete de la gobernadora todavía se está puliendo, pero una de las medidas será la condonación de la próxima cuota impositiva que se debe tributar ante Arba.

La dura derrota ante Kicillof (que quedará con 52% en el escrutinio definitivo, frente al 34%) enojó a Vidal y a su equipo y los decidió a despegarse de la estrategia nacional, aunque evitando la ruptura formal. La gobernadora centrará su campaña de cara a los comicios de octubre en la provincia de Buenos Aires, donde además de adoptar medidas de alivio económico también tratará de mostrar el espíritu de “escucha” frente al mensaje de la urnas que quiso exhibir en la conferencia de prensa del lunes posterior a los comicios.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario