Edición Impresa

La banca ética desembarcará en la Argentina

El español Joan Melé, impulsor de la banca ética en América Latina, habló en exclusiva con Ámbito Biz. Adelantó que se conformó una comisión para lanzar en 4 años un banco con valores local.

El español Joan Melé, presidente de la Fundación Dinero y Conciencia e impulsor de la banca ética de Latinoamérica, habló en exclusiva con Ambito Biz sobre el desembarco de la banca con valores en el país. Tras su participación en la edición local de Sustainable Brands sin medias tintas criticó que los bancos tengan líneas de créditos verdes como una opción separada. "En la vida eres ético o no eres ético, sino eres un oportunista", lanzó.

Periodista: ¿Qué es la banca ética?

Joan Melé: Una banca ética es una banca que define en qué van a invertir y en qué no. He estado en el europeo Triodos Bank que nació en 1971 con el propósito de contribuir a un cambio positivo y sostenible de la sociedad desde el sistema financiero, mostrando que se puede hacer banca desde otra forma y la clave es financiar a empresas responsables.

P.: ¿Cuáles son los criterios?

J.M.:
Se trabajaba con empresas que aporten valor a la cultura, al medio ambiente o al sector social. En cambio, no se invierte por ejemplo en empresas que contaminan, explotan a las personas o que fabrican armas. Este es un primer punto. El segundo es la trasparencia que es fundamental porque los bancos gestionan dinero que no es suyo, sino de los clientes. Los clientes deberían saber que se está haciendo con su dinero porque quizás están financiando proyectos que nunca lo permitirían si lo supieran.

P: ¿Los clientes son únicamente empresas?

J.M.:
No, hay miles de clientes que tienen sus ahorros y sus cuentas corrientes en el banco, pero su dinero sirve para financiar estas cosas. Esta es la diferencia, saben en qué estamos invirtiendo.

P.: ¿En Argentina hay bancos que ofrecen créditos llamados verdes?

J.M.:
No se puede ser verde y negro a la vez. En este tipo de banco se tratan sólo temas éticos, porque no se puede decir tengo fondos de inversión que hacen lo que quieren y luego tengo una línea que es ética. En la vida eres ético o no eres ético, sino eres un oportunista.

P.: ¿Cómo es esta tendencia a nivel mundial?

J.M.:
Triodos Bank empezó con éxito en Europa y luego creó una alianza mundial de 41 bancos en el mundo con 28 millones de clientes que forman parte de la Global Alliance Baking of Values. A nivel mundial se lo llama banca con valores porque la palara ética en algún país significa religiosa.

P.: ¿Y en la región?

J.M.:
En América Latina se trabaja de esta manera a través de las microfinanzas. Estamos trabajando para crear una banca ética en Latinoamérica. En Chile va muy avanzado, en Argentina hemos creado el equipo que va a desarrollarla y en 4 o 5 años ya tendremos un banco ético en este país.

P.: ¿Algún detalle sobre el avance del caso argentino?

J.M.:
De momento no, porque estamos en una fase inicial. Pero en el grupo de desarrollo hay gente de la administración pública, empresarios, exdirectivos de banca, gente de la comunicación, de abogacía. Hay referentes de todos los sectores.

P.: ¿Por qué son importantes este tipo de entidades?

J.M.:
Un banco así va a ayudar a que estas grandes diferencias económicas que hay en Latinoamérica se reduzcan. Hay muchos buenos proyectos en la región que generarían miles de puestos de trabajo y a la banca tradicional no les interesan.

P.: ¿La sustentabilidad se toma como una moda?

J.M.:
Es una moda, hay mucha gente que piensa que tienen que estar porque si no les genera mala imagen. Algunos no, lo toman como auténtico. Aunque sea por imagen están haciendo cambios que antes no hacían. Ojala algún día reaccionen y se den cuenta que lo tienen que hacer porque es su obligación moral y no por si queden bien o mal.

P.: ¿Cuál debería ser el objetivo de las empresas del futuro?

J.M.:
Las empresas deberías tener como objetivo ver desde lo que están haciendo cómo ayudan a que el mundo esté mejor. Pensando siempre en sus trabajadores, proveedores, clientes y en el medio ambiente. Pensar cómo pueden hacer lo que hacen mejor y no pensar cuando van a ganar, cómo van a crecer, porque esto es una obsesión.

P.: ¿Pero la idea que las empresas ganen o sean cooperativas?

J.M.:
No, las empresas deben ganar dinero, pero que el ganar el máximo dinero que no sea el objetivo, sino que sean las mejores empresas para el mundo.

P.: ¿Los balances deberían ser iguales todos los años?

J.M.:
No necesariamente, pero creo que el balance debe ser un resultado final. En nuestro banco yo era el responsable de toda el área comercial, y a mis directivos no les ponía objetivos, esto es un banco es impensable. Los objetivos eran atiendan bien a los clientes, vigilar que necesitan, asesorarlos bien y hacer todo lo que puedan. Esto no es habitual, ¿cuál era el resultado? Que trabajaban con entusiasmo y el banco iba bien. El resultado es que acabas creciendo pero no es el objetivo.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario

Lo que se lee ahora