Edición Impresa

La CAC reclamó por “una reducción del costo argentino”

Sostuvo que se daña a la competitividad de las firmas, demora su inserción internacional y se dificulta la generación de empleos.

El presidente de la Cámara Argentina de Comercio (CAC), Jorge Di Fiori, reclamó ayer una "reducción del costo argentino", por entender que daña "la competitividad de las empresas, demora su inserción internacional y dificulta la generación de empleos". Al disertar en la apertura del "Primer Encuentro Anual para el Desarrollo del Comercio y los Servicios", en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Di Fiori consideró que "los argentinos vivimos una coyuntura que no es fácil en materia económica".

El ejecutivo indicó que "la inflación continúa siendo elevada, la actividad económica ha registrado una sensible desaceleración en los últimos meses y las elevadas tasas de interés generan dificultades no menores a las empresas de nuestro sector", puntualizó. Vale recordar que a comienzos de su gestión, la administración de Mauricio Macri sostuvo que iba a trabajar para reducir los costos de logística y los laborales, entre otras cuestiones, para mejorar la competitividad del sector. El Gobierno ya ha impulsado la reforma impositiva y ha ajustado la ecuación para ajustar los haberes jubilatorios. Pero uno de los mayores reclamos en ese sentido apunta a que todavía no se ha aprobado la reforma laboral.

El dirigente sostuvo que los empresarios mercantiles "somos conscientes de que es más difícil hacer cambios de fondo que maquillar la situación actual. Es más cómodo hacer propuestas oportunistas que encarar las medidas necesarias para superar el populismo". "Pero sin transformaciones, no saldremos del estado de postergación en el que país está desde hace largo tiempo. Tenemos que evitar caer en falsos atajos", enfatizó. Además, Di Fiori valoró el "compromiso del Gobierno de dialogar con el sector privado".

El funcionario estuvo acompañado por el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, el cual adelantó que en los próximos días "se lanzará una batería de medidas que apuntan a la promoción de la demanda y el consumo, y algunas que apuntan a facilitarle la vida a pequeñas y medianas empresas y pequeños comercios de la Ciudad de Buenos Aires". En cuanto al futuro del sector comercio y servicios, el funcionario afirmó: "estamos convencidos que tenemos que acompañar a nuestras empresas y servicios a pasar este momento que, más allá del optimismo que tenemos de que va a pasar, en el mientras tanto estamos para ayudar". Sobre la venta ilegal callejera, Rodríguez Larreta sostuvo que "es una discusión de todos los días que la tenemos que sostener con constancia y es una batalla que sentimos que venimos ganando".

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario