Edición Impresa

La deuda de sueño de los argentinos

Los argentinos tenemos dificultades para tener un descanso correcto. De acuerdo a un estudio reciente realizado por el Conicet y el Observatorio de la Deuda Social de UCA, el 14.8% de los argentinos duerme menos de 6 horas por día y en su mayoría son personas de entre 35 y 50 años que viven en grandes ciudades. Además, el 14.22% reportó dormir mal y el 22 % padecer de somnolencia.

La postura para dormir es muy importante para lograr un buen descanso y poder aprovechar al máximo los beneficios de entrar en el sueño REM. La calidad del sueño influye en la salud física y en el estado de ánimo que se tendrá en el día posterior al descanso nocturno. Muchos de los pacientes tienen dolor por dormir en una postura incorrecta.

La posición de la persona en la cama es un aspecto infravalorado. Generalmente se tiende a repetir las posiciones debido a que se toman hábitos de las mismas, hasta que se cae en una postura viciosa y generalmente contracturante como la postura boca abajo.

Lograr un buen descanso es importante para mejorar la calidad de vida. El doctor Lucas Barbieri, asesor de Laboratorio IMVI nos brinda algunas recomendaciones:

■ Dormir boca arriba tiene muchas ventajas. La columna descansará relajada y en posición natural mientras que el estómago queda por debajo del esófago, evitándose así la acidez y el reflujo.

■ Colocar un almohadón liviano debajo de los muslos cuando dormís boca arriba, ayuda a enderezar la columna lumbar y aliviar la presión en la zona.

■ Si dormís de costado, aconsejamos que apoyes la cabeza en una almohada adecuada para mantener la posición de la columna.

■ Usar un almohadón de poco grueso para evitar roces molestos en las rodillas.

Si una persona duerme mal con frecuencia, comienza a padecer dolores musculares. Para aliviar esas molestias generadas por la mala postura recomendamos:

■ Masajes suaves con una crema de uso tópico que generan alivio en la zona afectada.

■ Mover el cuello lateralmente, hacia abajo y volver a la posición normal mirando hacia adelante.

■ Estiramiento de la zona del cuello y de los hombros.

■ Estirar bien los brazos hacia delante y levantarlos por encima de la cabeza.

■ Hacer yoga, pilates o cualquier actividad de bajo impacto, siempre ayudan a aliviar los dolores provocados por las malas posturas.

Dormir mal puede aumentar el estrés y generar problemas en el corazón, por eso ocuparnos de lograr un buen descanso es fundamental para tener una vida más sana.

(*) Asesor de Laboratorios IMVI SA y Especialista en Medicina del deporte o Deportología.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Temas

Dejá tu comentario

Lo que se lee ahora