Deportes

Lanús ganó, pero sufrió demasiado ante los suplentes de Colón

El conjunto dirigido por Zubeldía se impuso por 3-2 luego de estar tres goles en ventaja. Los santafesinos cuidaron jugadores para la revancha del jueves por semifinal de la Copa Sudamericana ante Atlético Mineiro en Brasil.

Después de un arranque arrollador con tres goles en veinte minutos, Lanús sufrió en el tramo final del partido ante Colón para ganar por 3 a 2 como local por la séptima fecha y volver a sumar en su lucha por escapar a la zona de permanencia, mientras se mantiene cerca del líder Boca.

Los goles del "Granate" fueron anotados en los primeros veinte minutos de juego, por intermedio del mediocampista ofensivo Carlos Auzqui, el defensor Lautaro Valenti y el goleador José Sand, éste último de penal.

Incluso, el equipo dirigido por Luis Zubeldía, había generado muchas más opciones de peligro, que podrían haberle dado una ventaja más amplia.

Sin embargo, ante su gente, el "Granate" se quedó en el complemento y Colón, cuyo DT Pablo Lavallén puso un equipo alternativo, descontó por un penal de Nicolás Leguizamón, a los 2 minutos, y un tiro cruzado de Matías Fritzler, a los 34.

Pero el "Sabalero", que demostró que tiene la cabeza completamente en la revancha de las semifinales de la Copa Sudamericana, donde el próximo jueves visitará a Atlético Mineiro para defender el triunfo 2-1 que consiguió como local, no pudo rescatar al menos un empate.

Lanús juega así a dos puntas, porque mientras suma para alejarse cada vez más de la lucha por la permanencia, también se mantiene en los primeros puestos de la tabla, donde quedó con 14 puntos, a tres del líder Boca.

El cierre del partido no tuvo nada que ver con su arranque porque Lanús tuvo un primer tiempo para irse muchos goles arriba en el marcador.

De hecho, convirtió tres tantos en una ráfaga: Auzqui empujó un pase de Lautaro Acosta, el pibe Valenti (de 20 años) clavó un zurdazo bajo contra el palo de tiro libre y Sand vulneró a Leonardo Burián desde los doce pasos.

Con esa ventaja, y los desacoples de Colón, principalmente por el lateral de Franco Quiroz, Lanús pudo haber conseguido más goles si no fuera por el palo que devolvió el tiro de Leonel Di Plácido y el mano a mano que falló Marcelino Moreno.

Embed

A nada de la remontada

Pero inexplicablemente Lanús se apagó en el complemento, quizás por el penal tempranero que Leguizamón transformó en el descuento de Colón, o por el empuje que le promovió Lavallén en la charla del entretiempo.

El "Sabalero" arrinconó al "Granate", Agustín Rossi se transformó en figura -desvió una pelota al travesaño- y la pelota prácticamente solo estuvo de un lado.

El segundo descuento llegó algo tarde, a falta de 11 minutos, con la Ley del Ex de Fritzler, y casi no le dio tiempo para sellar la remontada.

Lanús festejó la victoria para seguir engrosando su promedio y soñar con dar pelea por su clasificación a las Copas internacionales.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario